Mercados

PIB de EU facilita a la Fed subir su tasa de referencia

La probabilidad implícita en los Fondos federales registraron en la última semana un incremento de 66 a 74 por ciento, el nivel más alto para un incremento en la tasa de interés de la Fed en la próxima junta de diciembre.
Esteban Rojas
¿Sabes cómo funciona la FED?

Andrew Ross, nos explica el funcionamiento de la reserva federal y como es que influye en las tasas de interés.

El mejor comportamiento del Producto Interno Bruto de Estados Unidos mantuvo las probabilidades de un alza en la tasa de referencia de la Reserva Federal por arriba de la barrera del 70 por ciento para su reunión del próximo diciembre.

La cifra revisada del PIB estadounidense se ubicó en 2.1 por ciento al tercer trimestre, superior al 1.5 por ciento reportado en la primera estimación. El comportamiento de su economía coloca a la Fed en posibilidad de finalizar la era del dinero a bajo costo y dejar de depender de los estímulos monetarios.

En el mercado de futuros se ha marcado una tendencia creciente en las probabilidades del inicio de un ciclo alcista en la tasa de la Fed en diciembre. A mediados de octubre de este año la probabilidad de que ocurriera este evento era de solamente 25.7 por ciento, la cual subió a 74 por ciento en la jornada de ayer.

Con esta medición del PIB, Estados Unidos refuerza su papel de motor de la economía mundial, al presentar un mejor desempeño que otras naciones desarrolladas.

La zona euro registró un crecimiento económico de 1.6 por ciento en el tercer trimestre del año y el de Japón fue de 1.0 por ciento. En tanto, China, la segunda economía del mundo, todavía no ha podido salir de un ciclo de desaceleración. La recuperación mostrada por la economía norteamericana es positiva, aunque todavía lejana respecto a su tendencia de largo plazo, en donde el PIB en promedio ha crecido alrededor de 3.3 por ciento anual.

La brecha entre el comportamiento actual y su tendencia de largo plazo es un factor que puede influir para que la Fed adopte una política muy gradualista en su próximo ciclo de alza en su tasa de referencia, como ya lo ha señalado el propio banco central.

La divergencia en el comportamiento de las economías y, eventualmente, en las políticas monetarias, ha generado un reacomodo en el mercado cambiario y de flujos de capitales, a favor del dólar.

Según la Fed, un excesivo fortalecimiento del billete verde sería otro riesgo que podría moderar o poner en riesgo la recuperación de la economía norteamericana. Esta situación también abona para que el organismo pueda aplicar una política escalonada, una vez que inicie su ciclo de alza en su tasa de referencia.