Mercados

Las ventas de casas nuevas en EU, suben a máximos de 7 años

La cifra es positiva para la economía y no tanto para los mercados
ya que podrían impulsar un repunte de tasas antes de lo esperado. El aumento representa un mayor dinamismo en sectores clave para la economía estadounidense.
Álvaro Montero
Solicitudes de hipotecas en EU

Solicitudes de hipotecas en EU. (Bloomberg)

Ayer martes la cifra del día reflejó que la recuperación económica en Estados Unidos sigue al alza.

De acuerdo con los datos oficiales, las ventas de viviendas nuevas en Estados Unidos durante febrero aumentaron a su mayor ritmo en siete años, lo que refleja la recuperación que tiene en éstos momentos la economía de Estados Unidos, la más importante del mundo.

El Departamento de Comercio informó que las ventas de viviendas nuevas se dispararon 7.8 por ciento el mes pasado.

La cifra anual ajustada por temporalidad fue de 539 mil unidades, es la mayor desde febrero de 2008.

Adicionalmente, las cifras de enero fueron revisadas al alza casi 4.0 por ciento a un total de 500 mil viviendas nuevas, otro dato revelador y positivo.

Sin embargo, otros segmentos del mercado de la vivienda estadounidense han batallado desde que 2015 comenzó con poco impulso, a pesar de los intereses hipotecarios históricamente bajos y un alza prolongada de ya casi un año en las contrataciones.

El empleo ya se refleja
El alza en las compras de viviendas nuevas puede sugerir que el aumento del empleo se está haciendo sentir en otras partes de la economía.

Sobre todo, porque la cultura estadounidense es de “varias casas” y no de “casas perpetuas”, como sucede en otros países del mundo, México es uno de ellos.
El fuerte aumento ocurrió en el sur del país, y sorprendentemente, en el noreste, región que fue golpeada por tormentas de nieve el mes pasado.
El precio medio de venta de la vivienda tuvo un incremento de 2.6 por ciento desde febrero de 2014, para una cotización de hasta 275 mil 500 dólares por cada vivienda.

Sin embargo, el fuerte invierno ha llevado a los constructores a reducir el ritmo en las viviendas unifamiliares y a cerrar obras.

Asimismo, las ventas de casas usadas durante los primeros dos meses de 2015 van por detrás del ritmo ya débil del año pasado, según las cifras reportadas por la Asociación Nacional de Agentes Inmobiliarios.

La construcción de viviendas se desplomó a un ritmo ajustado por temporada de 17 por ciento el mes pasado en comparación con enero, mientras que las mayores bajas ocurrieron en el noreste y la zona central.

Esa región, está abrumada por la nieve, reportó la semana pasada el Departamento de Comercio.

Los constructores también se han centrado más en el mercado de viviendas de alquiler, porque los altos precios han reducido la cantidad de compradores potenciales ya que en muchas zonas del país el negocio en éstos momentos es otro.

Bajan las tasas promedio
Las tasas promedio de una hipoteca fija a 30 años eran de 3.78 por ciento la semana pasada.

Según el gigante hipotecario Freddie Mac. Ese promedio ha bajado de una máxima de 52 semanas desde 4.41 por ciento, lo que debería ayudar a hacer la compra de viviendas más asequible.

Pero, el mercado hipotecario en Estados Unidos es mucho más complejo.

De hecho, a pesar del repunte en la construcción de casas nuevas, es un hecho que todavía no se alcanzan los niveles previos a la crisis subprime.

En cierto modo, el mercado hipotecario sigue 2lento”, sin padecer ya los efectos de la crisis subprime, pero sin recuperarse del todo, sobre todo en algunas regiones que hasta antes de 2008 eran altamente rentables para el mercado.