Mercados

Fondos incrementan posiciones en efectivo por temor a ‘fracaso cuantitativo’

Inversionistas consideran que uno de los principales riesgos para el mercado es el fallo de los bancos centrales para impulsar el crecimiento.
Abraham González
Del dólar y el crecimiento.

Del dólar y el crecimiento.

Los administradores de fondos de inversión alrededor del mundo han aumentado la cantidad de efectivo que tienen en caja a niveles similares al que lo hicieron durante las crisis de 2008 y 2011, ante un escenario de bajo crecimiento económico, a pesar de bajas tasas de interés y múltiples inyecciones de liquidez de bancos centrales, situación denominada por Bank of America Merryll Lynch (BofA) como fracaso cuantitativo.

De acuerdo con la edición de abril de la encuesta realizada por ese banco entre administradores de fondos a nivel global, las posiciones en efectivo subieron a 5.4 por ciento de los activos en gestión, desde el 5.1 por ciento registrado el mes previo.

Apenas en febrero, el balance de efectivo había alcanzado un máximo de 15 años, de 5.6 por ciento.

"Con las valuaciones para bonos y renta variable en su séptima lectura más alta en 13 años, los inversionistas podrían estar cambiándose a efectivo para protegerse ante los inconvenientes mientras rehúyen a los activos de riesgo donde las valuaciones limitan el alza”, dijo Michael Hartnett, estratega en jefe de inversiones de BofA. “Es probable que el trading basado en rangos continúe”.

El principal riesgo que, según el sondeo, los inversionistas perciben para el mercado es precisamente el “quantitative failure”, que se refiere al fracaso de los esfuerzos realizados por los bancos centrales para estimular el crecimiento económico.

El Brexit, como se conoce a la posible salida del Reino Unido de la Unión Europea, y una recesión económica en Estados Unidos son los otros dos factores que la encuesta revela como los mayores riesgos para las inversiones.

“Los inversionistas globales subrayan el fracaso cuantitativo como el mayor riesgo de cola, seguido de cerca por el Brexit. Sin embargo, a pesar de la fuerte convergencia en pasadas preferencias regionales extremas, Europa se mantiene la región global más atractiva”, explicó Manish Kabra, estratega de renta variable y cuantitativa de Europa para el grupo financiero.

Una posible devaluación de la moneda china, defaults en países emergentes y crisis geopolíticas también son mencionados como riesgos subyacentes al mercado.

La encuesta también reveló cuáles fueron las posiciones con mayores aumentos o decrementos durante el mes, en donde destacaron las materias primas como las de mayor incremento. Lo anterior ocurre bajo un contexto en el que los commodities tuvieron en marzo su primera ganancia mensual después de ocho meses consecutivos de pérdidas, según información de Bloomberg.

Acerca de la percepción sobre las operaciones más recurrentes durante el mes pasado, las apuestas sobre una apreciación del dólar (Long Dollar) obtuvieron la primera posición, con un porcentaje de 20 por ciento de las respuestas.

Las ventas en corto o apuestas en contra de activos de países emergentes (Short EM) obtuvieron el segundo lugar, con 19 por ciento, mientras que la compra de acciones de alta calidad (Long High quality stocks) registró el tercer lugar, con 17 por ciento.

La encuesta de BofA fue realizada entre 164 panelistas alrededor del mundo, que administran un total de 596 mil millones de dólares, y fue levantada entre el 1 y el 7 de abril de este año.