Mercados

Conflicto geopolítico golpea a bolsas de valores

El recrudecimiento de las tensiones geopolíticas en Europa del Este asestó el viernes un duro revés a los mercados financieros de todo el mundo, principalmente a los del viejo continente.
Efraín H. Mariano
27 abril 2014 22:10 Última actualización 28 abril 2014 5:0
 [Bloomberg] La tasa de desempleo de Alemania se mantuvo estable en un 6.9% en diciembre del 2012, con 2,942 millones de personas sin trabajo. 

Alemania es uno de los mayores socios comerciales junto con China para Rusia. (Bloomberg)

El recrudecimiento de las tensiones geopolíticas en Europa del Este asestó el viernes un duro revés a los mercados financieros de todo el mundo, principalmente a los del viejo continente.

La bolsa de Moscú, como era de esperarse, figuró entre las plazas más castigadas. El índice Micex perdió 1.52 por ciento para detenerse en mil 280.81 unidades, acumulando una merma de 5.6 por ciento durante la última semana.

COMERCIO AMENAZADO

Debido a su estrecha relación comercial con Rusia, el mercado alemán, ubicado en Francfort, no puedo escapar de las ventas y el índice DAX anotó un descenso 1.54 por ciento para detenerse en 9 mil 401.55 puntos.

Alemania es uno de los mayores socios comerciales junto con China para Rusia.

Se debe destacar que Alemania sí entra dentro de las sanciones económicas a Rusia, y puede ser un arma de doble filo para su economía.

Como resultado del tropiezo de la sesión del viernes, el referencial alemán borró su ganancia semanal y culminó con una pérdida de 0.1 por ciento en dicho periodo.

Milán, Madrid, Amsterdam y París se unieron a la tendencia negativa y cerraron con descensos de 1.73, 1.49, 1.07 y 0.80 por ciento, en ese orden. Londres se desmarcó de una caída mayor y culminó con un descenso de sólo 0.26 por ciento.

En Asia, los mercados financieros no pudieron escapar de la aversión por el riesgo y también exhibieron descensos pronunciados. Hong Kong, Seúl y Shanghai presentaron caídas de 1.5, 1.34 y 1.0 por ciento, respectivamente.

NY, AVERSIÓN AL RIESGO

En Wall Street, los inversionistas también se desprendieron de papeles de riesgo. El S&P 500 y el Dow Jones se replegaron 0.77 y 0.85 por ciento, mientras que el mercado tecnológico Nasdaq, todavía más presionado por el desplome superior a 9 por ciento de las acciones de Amazon, experimentó una caída de 1.67 por ciento.

La aversión por el riesgo podría continuar en el corto plazo, presionando principalmente a la baja a los mercados europeos, a la espera de la evolución del conflicto entre Moscú y Kiev, que ya cobró la vida de algunos separatistas prorrusos y que se espera se intensifique conforme se acercan las elecciones para elegir presidente de Ucrania el próximo 25 de mayo.

Por su parte, Estados Unidos a través de su secretario de Estado, John Kerry, ha dejado en claro que cualquier intimidación de Rusia sobre Ucrania para llevar a cabo sus elecciones del próximo mes podría costarle muy caro a Moscú.

Washington ha afirmado que está preparando, junto con sus aliados europeos, sanciones adicionales y más severas para Rusia por sus acciones militares en la frontera con Ucrania.

RECORTAN CALIFICACIÓN RUSA

La agencia Standard & Poor’s, por lo pronto, recortó la calificación soberana en divisas extranjeras de Rusia, en una decisión que subrayó los riesgos de la política de intervención del presidente ruso Vladimir Putin en Ucrania.

La firma modificó a la baja tanto la calificación a corto plazo como a largo plazo, a BBB-/A-3 desde BBB/A-2.

“La rebaja refleja el riesgo que percibimos de que continúe la gran fuga de capitales registrada en el primer trimestre de 2014, tiempo durante el cual el tamaño del déficit por cuenta corriente financiero de Rusia casi duplicó el superávit por cuenta corriente”, precisó la agencia.

Datos del Banco Central de Rusia (BCR) difundidos este mes mostraron una salida de capital neto estimada en 63 mil 700 millones de dólares en los primeros tres meses de 2014, la misma cantidad que en todo el año pasado. El Banco Mundial ha dicho que el total de este año podría alcanzar los 150 mil millones de dólares.

En respuesta, el BCR aumentó su principal tasa de interés de 7.0 a 7.5 por ciento. El alza sigue al incremento realizado el pasado 3 de marzo, cuando subió de 5.5 a 7.0 por ciento el costo del crédito, movimiento que el banco central había descrito como temporal.