Mercados

Otros países de la OPEP “levantan la mano” e impulsan petroprecios

La euforia en el mercado energético fue clara después de que países que no participaron en la reunión están alzando la mano para anexarse, por supuesto, con restricciones.
Álvaro Montero
La estrategia petrolera de Arabia Saudita

La Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) se reúne en Viena en un clima de precios bajos e informes de desacuerdo entre los miembros del cartel. Algunos países quieren recortar la producción para elevar los precios, pero Arabia Saudita se resiste. La estrategia de Riad de mantener el nivel de producción para preservar su cuota de mercado ha funcionado hasta cierto punto, pero también ha afectado su economía y su moneda.

El acuerdo alcanzado entre Rusia, Arabia Saudita, Venezuela y Qatar fue el estímulo para que otras naciones se pronunciaran en favor de ‘congelar’ la producción de petróleo en los niveles alcanzados en enero.

Ante ello, las cotizaciones internacionales reaccionaron favorablemente.
Irak, Ecuador y Emiratos Árabes Unidos ya declararon que están de acuerdo con el congelamiento al bombeo. En el caso de Irán, el país se reuniría con Irak y Venezuela para determinar si habrá cooperación, de acuerdo con reportes de la agencia de noticias iraní Shana.

Las declaraciones de los diferentes países se reflejaron durante toda la jornada en las pizarras electrónicas. En Nueva York el precio del WTI se elevó 5.58 por ciento a 30.66 dólares el barril, pero alcanzó hasta 8 por ciento poco antes de cerrar las operaciones.

El referente de Londres, el Brent, se apuntó un 7.21 por ciento y cerró en 34.50 dólares por barril, aunque también logró en la sesión una ganancia de 8.5 por ciento.

En contraste, en Asia, los precios se contrajeron en promedio poco más de 3 por ciento, ante un mayor escepticismo.

La mezcla mexicana de petróleo repuntó 4.28 dólares y se ubicó en 25.61 dólares.

A pesar de la integración de otros países a la medida alcanzada, la implementación sigue condicionada a que países miembros y no miembros de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) se añadan al plan.

El acuerdo consiste en establecer un techo a la producción en los niveles alcanzados en enero, el cual fue de 33.11 millones de barriles diarios (mdb) para la OPEP, una cifra histórica para el organismo, que desde hace cuatro años había establecido un máximo de 30 mdb, aunque que nunca fue respetado.

ESTADOS UNIDOS Y CHINA, EN SILENCIO

Estados Unidos no se ha pronunciado. Este país bombeó durante enero 9.22 mbd, por lo que su participación sería contundente. Ese país es el mayor consumidor de crudo y el tercer productor en el planeta, por lo que es necesario que esté dentro del plan, coinciden analistas.

En China, la producción ascendió a 3.98 mbd en diciembre, una cifra que no estará muy desviada de lo registrado en enero.

México es el productor número 14 del ‘ranking’ mundial, con 2.26 mbd. En sentido opuesto a la mayoría de las naciones que han marcado récord en producción, México la ha disminuido y se encuentra prácticamente en su mínimo de 20 años.