Mercados

Mezcla de Pemex sufre su mayor descalabro en dos meses

Una ola negativa impactó en las pizarras energéticas este martes. Los precios de los crudos resintieron con bajas de más de 5 por ciento en las operaciones intradía.
Álvaro Montero
[Subsidiaria Pemex Refinación construirá planta de diésel / Cuartoscuro]

[Subsidiaria Pemex Refinación construirá planta de diésel / Cuartoscuro]

El crudo de exportación de Pemex registró su mayor caída en dos meses tras el impacto negativo que se vivió en las pizarras electrónicas este martes.

La cotización del energético mexicano se contrajo 4.90 por ciento o 2.06 dólares frente al cierre del viernes para cerrar en 39.97 dólares, aún muy cerca del nivel de las 40 unidades por barril.

En lo internacional afectó la expectativa de las implicaciones que tendrá el Brexit en los mercados, un fortalecimiento del dólar causado por un posible mejor panorama laboral en Estados Unidos, además de cifras de producción de la OPEP y de Canadá que habrían aumentado en junio.

El precio del WTI cayó 4.88 por ciento a 46.60 dólares por barril, pero llegó a descender hasta 5.44 por ciento, poco antes de finalizar las operaciones del día.

En el caso del Brent, las cosas no fueron distintas, el barril bajó 4.27 por ciento a 47.96 dólares.

El Banco de Inglaterra ya tomó las primeras medidas tras la votación donde ganó el Brexit. El banco central inglés redujo la liquidez para la banca, lo que restaría dinamismo económico en una de las mayores economías del mundo.

Un sondeo sobre un crecimiento en las nóminas no agrícolas en Estados Unidos de 180 mil plazas en junio incrementó las expectativas de que la Fed pueda elevar su tasa de interés este mismo año, lo que fortaleció al dólar.

La presión sobre las pizarras la incrementó un reporte de Bloomberg que señaló un aumento en la producción de Nigeria por primera vez en cinco meses a 1.53 millones de barriles por día, 90 mil barriles diarios más respecto a mayo.

El país africano redujo su producción en 588 mil barriles por día en los últimos cuatro meses tras ataques a su infraestructura por parte de grupos rebeldes.

A ello se suma que la National Energy Board de Canadá prevé que el país también haya aumentado su producción en 498 mil barriles, más de la mitad de lo que dejó de producir tras los incendios en la región de Alberta. La caída del bombeo de Canadá y Nigeria le dieron cierto equilibrio a la producción y demanda, lo que benefició los precios en los últimos meses. Ahora esta situación podría cambiar en las pizarras de negociación.