Mercados

Mezcla de Pemex pierde en línea con los crudos internacionales

Las declaraciones en contra de la posibilidad de un acuerdo para congelar la producción en la junta que iniciará en Argelia en unas horas más, le ha restado fuerza a los precios del petróleo.
Álvaro Montero
 [El incendio la noche del sábado "fue derivado de una toma clandestina" de crudo en el ducto Minatitlán-Mexico. Cuartoscuro] 

[El incendio la noche del sábado "fue derivado de una toma clandestina" de crudo en el ducto Minatitlán-Mexico. Cuartoscuro]

El crudo de exportación de Pemex sufrió un duro revés de 2.91 por ciento en su precio, el cual bajó a los 37.04 dólares por barril, como una consecuencia de las caídas en los energéticos a escala internacional ante la preocupación de no llegar a algún acuerdo en Argelia.

Las primeras bajas se reportaron en los productos asiáticos, con caídas de 3.81 por ciento en el crudo iraquí, de 3.72 por ciento en el árabe y de 3.70 por ciento en el iraní. Además, el crudo negociado en Singapur, el Tapis, usado para el cálculo de la mezcla de Pemex, descendió 3.38 por ciento y el de Rusia 3.44 por ciento.

En el mercado de futuros en Nueva York, el WTI cerró las operaciones en 44.67 dólares, una caída de 2.74 por ciento o 1.28 dólares; mientras tanto, el crudo Brent, negociado en Londres perdió 1.38 dólares o 2.91 por ciento a los 45.97 dólares por barril.

LA HISTORIA

Las caídas fueron provocadas por declaraciones que 'desinflan' las expectativas de un acuerdo de congelamiento en una reunión no formal en Argelia, la cual aún no inicia.

Algunas voces de peso en el mercado ya están obstaculizando la posibilidad de cualquier acuerdo.

Primero, Arabia Saudita, el domingo pasado hizo saber que puede recortar su producción en alrededor de 500 mil barriles por día, para regresar a los 10.22 millones que produjo durante enero, pero siempre y cuando Irán se comprometa a congelar su producción.

Irán ya contestó de alguna forma a la invitación de congelar su producción, aduciendo a que la junta en Argelia es meramente informativa, de ahí su carácter informal, y que tienen que hacer una análisis más profundo sobre el congelamiento y que lo discutirían en la reunión de la OPEP en viene el próximo 30 de noviembre en Viena.

Ayer, Rusia, que es uno de los incitadores para el acuerdo, dijo que primero debe de haber un acuerdo en la OPEP y luego ellos entrarían al pacto.

Y hoy, Arabia Saudita señaló que en esta junta no espera que haya un acuerdo.

La reacción en las pizarras no se hizo esperar ya que estos países son de los mayores productores de petróleo en el mundo, por lo que los precios volvieron a descender tras el salto de ayer y regresar a los niveles del viernes.

La situación se ha tornado ríspida para alcanzar un acuerdo, con posturas duras que caracterizan a los países líderes de imponer condiciones particulares antes de los beneficios del sector energético.

Las posturas podrían contagiar al resto de los participantes, pero esperemos que se llegue a algún consenso que beneficie y que de estabilidad al mercado.