Mercados

BCE y Banco de Inglaterra mantienen intactas tasas de interés

Algunos miembros del Comité de Política Monetaria de Inglaterra han sostenido que se acerca el momento de relajar las medidas de estímulo después de que el nivel de desempleo cayera a un 6.5 por ciento en los tres meses a mayo, frente a un 7.8 por ciento un año antes.
Redacción
07 agosto 2014 7:52 Última actualización 07 agosto 2014 8:10
[Bloomberg] Si los riesgos continúan, se podría caer en una “colectivización de la deuda": BCE.  

[Bloomberg] Si los riesgos continúan, se podría caer en una “colectivización de la deuda": BCE.

Sin sorpresas, el Banco Central Europeo (BCE) y el Banco de Inglaterra (BoE) decidieron mantener su principal tasa de refinanciamiento sin cambios en un mínimo histórico como esperaban los analistas.

El BCE mantuvo su tasa de interés en el nivel récord de 0.15 por ciento, mientras se prepara para lanzar una nueva ronda de financiamiento para bancos el mes próximo, que espera que acelere la inflación desde los actuales niveles mínimos.

La decisión ya era esperada después de que el BCE las recortó en junio, cuando llevó su tasa de depósitos a menos de cero y anunció una nueva ronda de préstamos a largo plazo que serán vinculados a créditos para empresas más pequeñas.

Los primeros de estos préstamos estarán disponibles el 18 de septiembre.

Los mercados volcarán su atención ahora a la conferencia de prensa que ofrecerá el presidente del BCE, Mario Draghi, a las 1230 GMT, en la que se espera que entregue una explicación más detallada sobre la decisión del banco central.

Por su parte, el Comité de Política Monetaria del Banco de Inglaterra (BoE, por sus siglas en inglés) dejó la tasa referencial de la entidad en un 0.5 por ciento, el nivel que ha mantenido desde el peor momento de la crisis financiera, hace más de cinco años.

La decisión da más tiempo a la rápida recuperación económica de Gran Bretaña para consolidarse, a pesar de que las diferencias entre sus funcionarios se hacen cada vez más evidentes.

El banco no emitió ninguna declaración después de su reunión de dos días y los inversores tendrán que esperar casi dos semanas para saber si algún miembro del comité votó a favor de elevar las tasas por primera vez en más de tres años.

(Con información de Bloomberg y Reuters)