Mercados

Los riesgos para la BMV en lo que resta del año: TLCAN, elecciones y Fed

Analistas de Citibanamex y Santander aseguran que la combinación de los tres factores determinará el rumbo del IPC, el cual podrá fluctuar entre los 48.5 mil puntos o tocar nuevos máximos históricos.
Clara Zepeda
BMV, IPC. (Shutterstock)

BMV, IPC. (Shutterstock)

Los riesgos con respecto al Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) aumentaron, la política monetaria de Estados Unidos avanzará a un mayor ritmo y la coyuntura electoral hacia el 2018 seguirá tomando fuerza, por lo que el mercado accionario mexicano tiene tres caminos a seguir en la recta final de este 2017, aseguran analistas.

El primero, en donde según Citibanamex Casa de Bolsa existe la probabilidad más elevada de que ocurra (50 por ciento), es que el Índice de Precios y Cotizaciones (S&P/BMV IPC) fluctúe dentro de una banda de volatilidad que contempla niveles entre los 49 mil y el nivel máximo histórico de 51 mil 800 puntos, observado durante el verano.

“Este planteamiento sugiere que el “status quo” prevalezca, es decir, indefinición por parte de TLCAN. Nuestros economistas han planteado en la última semana la posibilidad de que lleguen a un acuerdo a mediados del próximo año y sea ratificado hasta 2019”, aseveró Ricardo López, subdirector de Análisis de Citibanamex Casa de Bolsa.

“mercados”


“Sin embargo, están reconociendo mayor probabilidad para que no se materialice dicho acuerdo y finalicen las mesas de negociación”.

Por ello, plantean un segundo escenario, con una probabilidad de 30 por ciento, en el que prevalecerá la incertidumbre asociada al TLCAN con sesgo aun ligeramente más negativo para una eventual aprobación, pero que las condiciones de la Reserva Federal serían aún más restrictivas de lo esperado hacia delante y que impacten aún más el desempeño de los mercados locales, particularmente al tipo de cambio.

Bajo ese contexto, el principal indicador bursátil del mercado mexicano se ubicaría en un nivel de 48 mil 500 puntos.

Además, la coyuntura política en México comenzaría a tener mayor peso en el sentimiento de los extranjeros, la participación de flujos hacia la renta variable nacional ha venido disminuyendo en los últimos meses y ello propiciaría un entorno de mayores desafíos.

En un tercer escenario, el más optimista, pero con la menor probabilidad de producirse, un 20 por ciento, el mercado accionario mexicano pudiera, incluso, establecer nuevos máximos históricos antes de que finalice el año, entre 51 mil 800 y 53 mil puntos.

“Bajo este contexto, esperaríamos que el clima de incertidumbre sobre una renegociación exitosa del TLCAN se disipe. Hay que recordar que la última ronda del año (la quinta) se llevará a cabo entre el 17 y 21 de noviembre”, aseveró López.

Salvador Orozco, analista económico de Santander, coincidió en que habrá una mayor presión en el mercado financiero mexicano a la prevista, resultado de un incremento esperado en las tasas de interés por parte de la Reserva Federal y mayor percepción de riesgo en términos de la renegociación del TLCAN.

También agregó la incertidumbre que podría generar las elecciones en México el próximo año.

A MÍNIMOS DE 4 MESES

Ante un contexto de cautela generalizada en Wall Street, el Índice de Precios y Cotizaciones registró el lunes un descenso de 0.88 por ciento, el mayor en más de mes y medio, y con ello se ubicó en 49 mil 548.13 unidades.

El nivel que alcanzó ayer el indicador es el más bajo desde finales de julio de este año y con ello se acerca a su promedio móvil de 200 días, que se ubica en los 49 mil 308 puntos.