Mercados

IPC gana la ‘carrera’ a las utilidades de las empresas

Los múltiplos de precio frente a utilidades y flujo se ubican por arriba de sus promedios históricos y el IPC podría tener una corrección, aseguran analistas.
Esteban Rojas
[Bloomberg] El IPC concluyó la jornada de este martes con una baja de 0.01%.  

[Bloomberg] El IPC concluyó la jornada de este martes con una baja de 0.01%.

La velocidad a la que ha subido el principal indicador de la Bolsa Mexicana de Valores ha sido más rápida que el crecimiento de las utilidades y de los flujos de efectivo generados por las empresas. Esta situación, la ha llevado a encarecerse con respecto al promedio de algunos indicadores que miden su valuación, de acuerdo con especialistas.

Uno de los instrumentos más populares para evaluar el desempeño del Índice de Precios y Cotizaciones (IPC) de la Bolsa Mexicana de Valores es el que compara el precio contra sus utilidades reportadas en los últimos doce meses (P/U). Este indicador se sitúa actualmente en alrededor de 30 veces, por arriba de su promedio mensual de 20.82 reportado desde 2006.

Otro referente que, constituye un manera más rigurosa de evaluar que tan caro o barato está el IPC, es el que compara el precio con el EBITDA (P/EBITDA), es decir, el nivel actual del principal indicador de la bolsa mexicana con respecto al resultado de las empresas antes del pago de intereses, impuestos, depreciación y amortización.

El P/EBITDA del IPC es actualmente de 7.14 veces cifra que se coloca moderadamente por arriba de su promedio de 6.35 de los últimos 10 años.

“Vemos al mercado accionario mexicano en máximos históricos, desde nuestro punto de vista un poco adelantado. El reporte (de utilidades) al segundo trimestre fue un muy buen reporte, pero para mantenerse en estos niveles deberá tener un tercer y cuarto trimestre muy bueno, de otra forma pensaríamos que el mercado mexicano está bastante caro”, explicó Héctor Romero, director general de Signum Research.

“Desde mi punto de vista, la bolsa está un poco adelantada en términos del múltiplo Valor/Ebitda (…), probabilísticamente el siguiente movimiento (del IPC) debería ser a la baja, con una corrección de tal vez unos mil o dos mil puntos y entonces sería un buen nivel para entrar”.

EXPECTATIVAS MIXTAS

De acuerdo con cifras de Bloomberg, el P/U estimado para el cierre de este año se encuentra en 21.11 veces, mientras que para el 2017 se calcula en 17.88 veces. De cumplirse el pronóstico, los indicadores tenderían a su promedio observado en los últimos 10 años.

De no corregirse la desviación de las valuaciones respecto a sus promedios históricos, se podría limitar el potencial de alza del IPC de la bolsa mexicana.

Además, la expectativa de una mayor generación en las utilidades y en el flujo de efectivo de las empresas podría encontrar algunos obstáculos, particularmente relacionados con la velocidad de crecimiento de la economía.

Según la última encuesta levantada por Bloomberg, entre especialistas del sector privado, se espera aumentos para el PIB de 2.1 y 1.7 por ciento para el tercer y cuarto trimestre de este año, por debajo del 2.4 por ciento reportado preliminarmente para el segundo trimestre por parte del Inegi.

Para 2017, los encuestados por Bloomberg proyectan un crecimiento para la economía mexicana de 2.6 por ciento, con un sesgo moderadamente mejor con respecto a lo esperado para este año.

ATRACTIVO EN DÓLARES
En lo que va de agosto, la revaloración de la moneda mexicana ha hecho al mercado accionario más atractivo en términos de dólares.
Mientras que en moneda local, el IPC acumula una ganancia de 3.81 por ciento, en dólares este rendimiento se eleva hasta 7.08 por ciento.
En agosto, la moneda mexicana se ha apreciado 3.14 por ciento respecto al dólar, lo que la ubica como la cuarta moneda emergente con mejor desempeño en ese periodo.

Las bajas tasas de interés de los principales bancos centrales, así como una mejora en la perspectiva económica y un repunte del petróleo favorecieron un rally de activos emergentes, en el que las bolsas de estos países han mostrado un aumento de 4.91 por ciento, medidos a través del MSCI Emerging Markets Index.

>