Empresas

Telesites será el segundo operador de torres más grande de AL

La empresa que surgirá de la escisión de activos de América Móvil, que será votada mañana viernes, se convertirá en la segunda controladora más grande de torres en Latinoamérica, sólo por debajo de American Tower. 
Bloomberg
16 abril 2015 12:22 Última actualización 16 abril 2015 12:22
[Partido propone establecer ese límite de participación de mercado para las empresas de telecomunicaciones / Bloomberg]

[Partido propone establecer ese límite de participación de mercado para las empresas de telecomunicaciones / Bloomberg]

Los accionistas de América Móvil, controlada por Carlos Slim, se preparan para votar mañana viernes sobre la escisión de 11 mil torres inalámbricas en México, una medida que crearía el segundo controlador de torres más grande de América Latina. 

Telesites, la nueva compañía, competiría con American Tower, que cuenta con más de 8 mil torres en México y más de 32 mil en América Latina, según TowerXchange. América Móvil ahora utiliza las torres por sí mismo. Telesites alquilará el espacio a la empresa y a otros operadores en el marco del plan.

América Móvil está estudiando la manera de dividir sus operaciones en México, donde nuevas reglas en materia de telecomunicaciones están recortando sus ganancias. La empresa, que controla alrededor de 80 por ciento de los teléfonos fijos y el 70 por ciento de los teléfonos celulares en México, fue declarada dominante en su industria el año pasado por Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT)

"La red de América Móvil es la más generalizada en México, hay un montón de lugares donde sólo se puede obtener cobertura a través de sus torres o mediante la construcción de una nueva torre", dijo en entrevista Kieron Osmotherly, fundador de TowerXchange.

"Independientemente de que América Móvil haya sido orillada a hacerlo por el IFT o no, esta es una decisión muy inteligente", añadió. 

Slim tiene alrededor de dos tercios de los voto de las acciones de América Móvil. Entre las sanciones impuestas a la empresa, tenía que eliminar las tasas que cobraba otros operadores para conectarse a su red.