Empresas

"Sepulta" el Bronco a Monterrey VI, ahora es VII

El proyecto tendrá nuevos términos que aseguren el abasto de agua para Nuevo León, aunque ahora el líquido no provendrá del río Pánuco.
Alejandra Mendoza
22 septiembre 2016 17:30 Última actualización 22 septiembre 2016 17:50
Jaime Rodríguez, Gobernador de Nuevo León. (Cortesía)

Jaime Rodríguez, Gobernador de Nuevo León. (Cortesía)


Ahora el proyecto que pretende abastecer de agua al estado de Nuevo León cambia de nombre a Monterrey VII, informó el Gobernador de Nuevo León, Jaime Rodríguez Calderón.

“Definitivamente Monterrey VI no irá, lo voy a bautizar, se llama Monterrey VII; Monterrey VI se jodió, Monterrey VI está enterrado, no vamos a continuar con él, no es una opción que tengamos en este momento, nosotros teníamos que negociar, no perder los recursos y no perder la concesión”, señaló.

Este proyecto pretende cumplir con el abasto de agua para el Estado, pero en otros términos que el gobierno pasado de Rodrigo Medina planteó, por tal motivo se cambió el nombre, explicó el gobernador.

En esta nueva obra se ha descartado que el agua provenga del Río Pánuco (como se acordó en la administración pasada), sin embargo la licitación sigue en pie. Aunado a esto, también se ha descartado que las empresas Higa e ICA participen en el mismo.

El ejecutivo del estado explicó en rueda de prensa, que actualmente se está en pláticas con la Comisión Nacional del Agua (Conagua) para analizar la viabilidad de la obra y la próxima semana se conocerán más detalles.

Señaló que para este proyecto se consideran recursos del Fondo Nacional de Infraestructura (Fonadin), por alrededor de 3 mil millones de pesos.

“Yo todavía no tengo la conclusión completa porque me falta hablar con el director de la Conagua, nosotros ya le presentamos los proyectos del Fondo Metropolitano del Agua que los ciudadanos organizaron, y a través de la dirección de Agua y Drenaje vamos a validar algunos de ésos que ya les presentamos a la Conagua, pero no me gusta, no me gustaría adelantar detalles hasta ya tener algo concreto con ellos. La próxima semana tenemos una cita”, dijo.

Jesús Humberto Torres Padilla, secretario de Infraestructura, adelantó que este nuevo proyecto asegurará un abasto de agua por lo menos 10 años, su nombre técnico será Pan Hídrico Nuevo León 20-30.

Comentó que este proyecto no representa una obra como tal, sino un plan integral y que no necesariamente vaya a consistir en traer agua de otro lugar, como pretendía Monterrey VI.

Explicó, que este nuevo plan surge de expertos y de la sociedad.
“Es un proyecto que se hizo con la participación de la sociedad, de los expertos y que será anunciado por los propios expertos y el gobernador. Este plan definitivamente es viable que va a solucionar la demanda que se tiene de agua, mínimo 10 años”, dijo.

Respecto a las empresas que estaban contempladas para participar, como ICA e Higa, el Gobernador, y el Tesorero del Estado, Carlos Garza, coincidieron en que aún se desconoce sobre las medidas que se tendrán que tomar, como por ejemplo, el que exista una indemnización.
Aunado a esto, también se ha considerado en este proyecto el uso del esquema de Asociaciones Públicas Privadas (APP), que en su momento fueron cuestionadas.

“Hay que esperar a que tengamos una definición formal y esa definición se va a dar una vez que se tenga la reunión con el director de Conagua, creo que esa reunión será a finales de septiembre o inicios de octubre”, indicó el Tesorero en el marco del evento la Novena Cumbre de Infraestructura y Finanzas Subnacionales en México, organizado por LatinFinance.

Respecto al uso de las APP, Daniela Brandazza, directora Senior de Standard & Poor´s, explicó que es importante analizar si la distribución de riesgo es equilibrada entre el gobierno y la iniciativa privada; señaló que este esquema ayuda a equilibrar los riesgos, sin embargo, este tipo de compromiso podría convertirse en una deuda de largo plazo en caso de que no exista un buen equilibrio.