Empresas

Empresas ricas de EU
se hacen más ricas al guardar efectivo afuera

El uno por ciento de empresas más ricas de Estados Unidos, entre las que se encuentran Microsoft, Google, Coca-Cola, Apple y Ford, poseían el 36 por ciento de la riqueza empresarial en 2013; esta concentración de fondos se debe a la acumulación de efectivo en el exterior para evitar los impuestos del propio país.
Bloomberg
08 agosto 2014 21:4 Última actualización 10 agosto 2014 5:0
Microsoft

Microsoft en China. (Reuters)

La desigualdad de ingresos tiene compañía... o, mejor dicho, compañías. Una nueva brecha de riqueza se está abriendo entre las empresas estadounidenses, por la cual el efectivo en caja se concentra más mientras los ricos se vuelven más ricos.

Dieciocho compañías estadounidenses poseían el 36 por ciento de la riqueza empresarial en 2013, por arriba del 27 por ciento de 2009, de acuerdo con un informe de Standard Poor's.

El uno por ciento superior es una lista de colosos internacionales que comprende a Microsoft, Google, Coca-Cola, Apple y Ford, compañías que cosechan una gran parte de sus ganancias con las ventas fuera de Estados Unidos.


Como las leyes impositivas desalientan transferir ese dinero al país, el efectivo se acumula en el extranjero y las compañías implementan medidas novedosas para adaptarse, como la de tomar préstamos contra esos activos para financiar operaciones en el ámbito nacional.

“A diferencia de los particulares, las sociedades no quieren estar en ese uno por ciento superior”, consideró el analista Andrew Chang, principal autor del informe de S&P. “El creciente efectivo en caja entre las más ricas es resultado de la política impositiva”.

Las multinacionales estadounidenses pagan impuestos en el país donde se obtienen las ganancias y en su propia nación cuando – o si- el dinero se lleva allí.

La tasa del impuesto a las sociedades en Estados Unidos, que llega a 35 por ciento, es la más alta del mundo industrializado.

Las compañías han hecho lobby en el Congreso para que se reescriba el código en tanto el efectivo para el 1 por ciento más rico creció de 20.4 por ciento del total de activos en 2009 a 23.6 por ciento el año pasado, concluyó Chang. Para todas las demás, representó menos del 7 por ciento.

ACUMULACIÓN MASIVA


“El efectivo sigue acumulándose en el exterior sin que se lo toque”, explicó Chang. “Sin duda, va a aumentar”.

Eso es malo para los inversores, a quienes les gusta ver que el dinero se usa para algo o se devuelve a los accionistas.

Tampoco es bueno para un Departamento del Tesoro cargado de déficits, que en este año fiscal no alcanzó los 83 mil 400 millones de dólares de ingresos tributarios calculados debido a que las compañías demoran en traer al país las utilidades, según la Comisión Bicameral de Impuestos del Congreso.

Y tampoco puede comprar felicidad para integrantes del uno por ciento como Medtronic que están tomando medidas drásticas para usar sus utilidades en el exterior.

El fabricante de dispositivos médicos utilizará unos 13 mil millones que tiene en el exterior para comprar a un competidor de Londres y efectuar lo que se conoce como inversión, una fusión que le permite trasladar su sede central al extranjero y pagar impuestos más bajos.

“Obviamente preferiríamos que nuestro efectivo trabajara para nosotros porque está depositado en cuentas con bajas tasas de interés y habría mejores maneras de invertir ese dinero”, dijo Fernando Vivanco, portavoz de Medtronic. “¿Conoce alguna compañía que pueda decir que le gusta tener su dinero atrapado?”.