Empresas

Recorte al Conacyt pegará a innovación

El recorte de 900 millones de pesos al presupuesto del Conacyt tendrá un impacto en la generación de innovación e investigación en México, alertó José Hernández, exastronauta mexicano de la NASA.
Jair López
07 marzo 2016 22:52 Última actualización 08 marzo 2016 4:55
José Hernández, exastronauta de la NASA.

José Hernández, exastronauta de la NASA. (Especial)

El mexicano José Hernández, exastronauta de la NASA, manifestó preocupación por el recorte de 900 millones de pesos al presupuesto del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) pues previó un impacto en la generación de innovación e investigación en México.

“Creo que hubieran recortado en otros lugares y le hubiesen aumentado el presupuesto al Consejo, porque es el brazo de la tecnología en México. Hay que alimentarlo para que pueda crear un ambiente favorable para nuestros investigadores en las universidades”, dijo el también empresario.

Hernández mencionó que si bien el Consejo está realizando un buen papel en el impulso de la ciencia y la investigación, un ajuste presupuestal de dicha magnitud terminará afectando de manera directa a los miembros del Conacyt y por lo mismo el desarrollo de la investigación.

En este sentido, el exastronauta quien fue asignado en una misión espacial en 2004 llamó a que se busque una colaboración con la industria privada y la academia para generar un entorno en donde pese a los recortes gubernamentales exista un ecosistema favorable para las nuevas generaciones de investigadores.

El gobierno necesita fortalecer la relación con los investigadores, conocer cuáles son las necesidades, juntar a la industria y recaudar fondos para crear un ambiente favorable

El exastronauta quien se desempeña como asesor aeroespacial expresó también que actualmente la Agencia Espacial Mexicana (AEM) necesita aumentar su inversión para participar en proyectos que logren impactar al país.

Hernández refirió que en Estados Unidos por cada dólar que invierte el gobierno en la NASA, obtiene 7 dólares por el desarrollo de tecnología en la agencia espacial.