Empresas

Monsanto reducirá en 25% su consumo de
agua de riego para 2020

En México, la empresa desarrolla programas de conservación de agua con agricultores de Durango, Coahuila, Chihuahua y el Bajío a fin de replicar el modelo de Sinaloa, que le permite ahorrar hasta en 25 por ciento el consumo de agua por hectárea.
Redacción
10 junio 2014 14:5 Última actualización 10 junio 2014 15:3
Monstanto (Bloomberg)

Monstantoreducir espera reducir los próximos 6 años el consumo de agua de riego en hasta 305 mil millones de litros anuales (Bloomberg / Archivo)

Monsanto anunció su compromiso global de reducir durante los próximos 6 años el consumo de agua de riego en hasta 305 mil millones de litros anuales, lo que significará un ahorro de 25% sobre los niveles actuales.

En un comunicado, la empresa señaló que de acuerdo con las condiciones climáticas y el volumen pluvial de cada país, el ahorro de agua a nivel mundial por año oscilará entre los 115 a 305 mil millones de litros, lo que equivale a llenar de 270 mil a 660 mil piscinas olímpicas.

“La agricultura está en la intersección de muchos de los grandes retos de la humanidad, como lo son el aumento poblacional y la creciente demanda de alimentos; la disponibilidad de agua; la calidad de la tierra y el cambio climático”, dijo Hugh Grant, presidente y CEO mundial de la firma.


En México, Monsanto lleva 4 años promoviendo la eficiencia en el uso de agua entre los productores de maíz de Sinaloa, por lo que realiza adecuaciones sencillas en el proceso de riego para reducir hasta en un 25 por ciento el consumo de agua por hectárea.

De acuerdo con la información de la empresa, actualmente trabaja con productores de Coahuila, Durango, Chihuahua y el Bajío para replicar estos logros y desarrollar una cultura de agua a nivel nacional, con el objetivo de cuidar este valioso recurso natural.

:“La conservación del agua está íntimamente ligada a las buenas prácticas agrícolas. Se logran ahorros en los sistemas de riego en cada una de las etapas agrícolas, desde la planeación, el diseño de los surcos en las parcelas y la preparación de la tierra hasta la siembra, el cultivo y la cosecha de alimentos”, dijo Manuel Bravo, presidente y director general de Monsanto para México y Latinoamérica Norte.

Monsanto ha estado en contacto con el Instituto Nacional de Investigaciones Forestales, Agrícolas y Pecuarias (INIFAP) y la Fundación Produce en distintas regiones del país para asegurar que las innovaciones globales en el ahorro de agua de riego sean aplicables al territorio mexicano.