Empresas

México, mercado con potencial para la venta de 46% más autos

Sería hasta el 2025, cuando el país alcance su potencial de venta anual de 1.9 millones de autos, un aumento de 46% respecto al año pasado, de acuerdo con la AMIA.
Axel Sánchez
13 octubre 2016 21:56 Última actualización 14 octubre 2016 4:55
autos, automotriz, agencia

Con el dólar caro, sale más barato comprar un auto nuevo en México. (Especial)

Proyecciones de la AMIA revelan que México es un mercado con un potencial para la venta anual de 1.9 millones de autos, cifra que según la consultora IHS se puede alcanzar hasta el 2025 y que significa un 46 por ciento más sobre el volumen comercializado el año pasado.

Para el 2016 se espera la comercialización de 1.45 millones de unidades en México y el año pasado fueron 1.3 millones.

Con base en un análisis de Guido Voldozo, analista de la consultora, la venta de vehículos en el país mantendrá su ritmo de crecimiento actual aunque con una tendencia de desaceleración.

“La venta de autos se tiene que democratizar, por eso estamos en reuniones con los legisladores (de México) para que en el paquete económico de 2017 se permitan facilidades fiscales que den acceso a un auto nuevo y la modernización del parque vehicular”, dijo Eduardo Solís, presidente de la AMIA.

El representante de la industria automotriz destacó que al acelerar las ventas en el mercado interno se permitirá una mayor atracción de inversión extranjera, incluso, la posibilidad de sumar dos nuevas plantas armadoras para cubrir esta demanda.

Guillermo Rosales, director general adjunto de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (AMDA), consideró que debe elevarse la deducibilidad de vehículos nuevos a 300 mil pesos, ya que actualmente es de 175 mil pesos, lo que limita la renovación del parque vehicular.

Hasta ahora, esta figura es sólo para personas morales o físicas con actividad empresarial, por lo que pidió que se extienda al resto de la población que paga impuestos.

De acuerdo con Rosales, la AMDA ha insistido ante los legisladores en que no se permita una regularización de los autos usados importados y que se evite que los los estados realicen censos con la finalidad de legalizar estos vehículos.