Empresas

Mexichem y IEnova, de las principales beneficiadas con el peso débil: Accival

La casa de bolsa indica que Alpek tiene poco que ganar, ya que si bien el 64 por ciento de sus ventas son en dólares, la mayoría de su deuda también es en esta moneda
Redacción
08 diciembre 2014 12:47 Última actualización 08 diciembre 2014 12:50
Mexichem planea expandirse

Antonio Carrillo, director general de Mexichem, explica que a partir de la reciente apertura energética, la empresa está interesada en participar en la generación de electricidad de nuestro país, además, la empresa busca posicionarse en el mercado asiático y africano.

IEnova y Mexichem son de las empresas más favorecidas con la debilidad del peso frente al dólar ante la exposición que tienen en deuda y en las inversiones de capital (Capex por sus siglas en inglés), considera Accival.

En los últimos tres meses, el peso mexicano se ha depreciado 10.5 por ciento con aproximadamente 5.6 por ciento en la última semana, debido a los menores precios del petróleo. En un reporte, la casa de bolsa analizó la sensibilidad en su cobertura de compañías mexicanas a un posible deslizamiento de la moneda local a medio plazo.

Mexichem e IEnova son los beneficiados clave de la debilidad del peso por la exposición de la deuda y del capex, y de la participación de los gastos y costos operativos en pesos en los márgenes totales. Aunque el supuesto de una mayor depreciación del peso (P$14.3/dólar vs. nuestro estimado de P$13.2/dólar en nuestro modelo para fin de 2015) podría tener beneficios marginales, no modificamos nuestras recomendaciones actuales. Reiteramos nuestras recomendaciones de Neutral para Mexichem/Alpek y de Venta para IEnova”, cita en un reporte Pedro Medeiros, analista de Accival.

Para la intermediaria bursátil, Mexichem es el principal beneficiado de la depreciación del peso. México representa el 24 por ciento de las ventas totales de la compañía. Brasil, Colombia y Estados Unidos son sus tres principales mercados internacionales, con 31 por ciento de los ingresos totales.

“Además, Europa representa una participación considerable, debido al negocio de distribución de la compañía en la región. No obstante, la totalidad del negocio de Mexichem se puede asociar con los precios internacionales”, indica Medeiros.

Sin embargo, aproximadamente el 40 por ciento de la deuda de Mexichem está denominada en pesos, y una parte considerable de sus gastos totales (18 por ciento de los ingresos) está en pesos (margen EBITDA de 16 por ciento). La mayoría del capex está denominado en moneda extranjera, principalmente dedicado a un nuevo cracker de etileno en el mercado estadounidense, la expansión de una planta de producción de VCM (monómero de cloruro de vinilo) en alianza estratégica con Pemex en México y una planta de cogeneración eléctrica.

Según Accival, IEnova también conseguiría beneficios, pero la mayoría depende de la depreciación estructural a mediano plazo. La mayoría de los contratos de ductos de IEnova están denominados en moneda extranjera (la casa de bolsa estima que más del 95 por ciento de los ingresos de ductos) así como la mayoría de sus ventas de electricidad.

Además, señala que los gastos operativos representan aproximadamente 12 por ciento de los ingresos totales con una considerable parte en pesos (margen EBITDA de aproximadamente 33 por ciento). Cerca del 38 por ciento (unos 145 millones de dólares) de la deuda bruta de la compañía (384 millones de dólares) está en moneda extranjera, añade en su reporte.

“Uno de los principales beneficios cambiarios de IEnova debería provenir de una posible menor expansión del capex. Sin embargo, es difícil definir qué parte del presupuesto está denominado en moneda extranjera. Estimamos que los derechos para la construcción de nuevos ductos (generalmente 10%-15% del presupuesto total) están denominados en pesos, así como parte de los servicios de ingeniería”, indica el analista.

Por el contrario, considera que Alpek tiene poco que ganar de un peso más débil. Alpek obtiene aproximadamente el 64 por ciento de sus ingresos totales en el extranjero (45 por ciento en Estados Unidos y Canadá y 19 por ciento de las exportaciones a otros países).

La mayoría de su deuda está en moneda extranjera, así como gran parte de su Capex. “Alpek está centrada en expandir la capacidad de su negocio de producción de PTA en Estados Unidos (planta de Corpus Christi), en la generación eléctrica en México y en la aprobación de la construcción de un cracker integrado de etileno-MEG (derivado del etileno) en México.