Empresas

IFT ha considerado obligar a Slim a separar Telmex de AMóvil

El lunes por la noche, el IFT votó sobre si endurecer, mantener o relajar las reglas para América Móvil y Televisa, en donde según fuentes de Reuters ha discutido obligar a Slim a separar legalmente a Telmex de su negocio inalámbrico.
Reuters
28 febrero 2017 14:37 Última actualización 01 marzo 2017 4:55
Telmex

Telmex (Cuartoscuro)

El Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) ha discutido obligar al magnate Carlos Slim a separar legalmente a su compañía de telefonía fija Telmex de su negocio inalámbrico, dijeron tres personas familiarizadas con el asunto.

El lunes por la noche, la junta de siete miembros del IFT votó sobre si endurecer, mantener o relajar las reglas para las gigantes de telecomunicaciones América Móvil y de medios Grupo Televisa, según las tres personas, que pidieron no ser nombradas debido a que las deliberaciones no fueron públicas.

Reuters no pudo confirmar si votaron sobre el tema de obligar a la compañía de Slim a separar a Telmex, sin embargo, dos de las fuentes dijeron que esperaban que la propuesta haya estado en la mesa.

Un portavoz del regulador confirmó que el Pleno se reunió el lunes, pero rechazó hacer más comentarios. Representantes de América Móvil y Televisa también declinaron comentar.

La acción, que se consideró internamente en las últimas semanas y meses, sería una fuerte señal de que el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) no cree que medidas antimonopolio impuestas a la compañía sean suficientes para generar mayor competencia.

Los competidores se quejan de que reglas actuales destinadas a hacer que América Móvil rente infraestructura a los rivales no están funcionando. Una medida para separar legalmente parte de la compañía sería un paso más hacia la apertura de su red a otros.

La propuesta no obligaría a América Móvil a vender algo, pero sí tendría que separar parte de la infraestructura de su unidad de línea fija en una entidad jurídica diferente, con cierta independencia en la toma de decisiones, dijeron las fuentes.

Slim adquirió en 1990 una participación en el antiguo monopolio estatal de México, Telmex. Dos décadas de débil regulación y falta de competencia le ayudaron a catapultarse a la cima de la lista de personas más ricas del mundo por varios años.

Un observador independiente, que es un experto en la industria, dijo que había diferentes maneras de hacer una separación legal. "El diablo está en el detalle", dijo Elisa Mariscal, profesora adjunta del centro universitario CIDE de México. "Puede sonar fuerte pero el punto es cómo se acciona", agregó.

Un anuncio sobre las reglas de preponderancia se espera en los próximos días luego de la votación del lunes, y más de tres años después de que el presidente de México impulsó reformas para frenar el dominio de Slim en el mercado local de telecomunicaciones.

El IFT debe notificar primero a las compañías de su voto.

Desde la reforma, el margen de utilidad en México de América Móvil, la mayor compañía telefónica de América Latina, se ha reducido desde más del 45 por ciento a menos del 30 por ciento.

Dependiendo de los resultados de la revisión, América Móvil ha dicho que planea solicitar una licencia de TV, que ha estado prohibido para Telmex desde su privatización en 1990.

Las acciones de América Móvil cayeron el martes un 0.78 por ciento en la bolsa mexicana.

Una medida similar fue propuesta por el regulador británico de telecomunicaciones Ofcom para obligar a BT a separar legalmente su división de banda ancha Openreach, dijo una de las fuentes.

Tanto América Móvil como Grupo Televisa enfrentan una revisión sobre si los límites que les impuso el regulador en 2014 han estado creando un campo de juego más parejo.

A principios de febrero, Francisco Hernández, líder del sindicato de trabajadores de Telmex, publicó un video en el que decía que había escuchado que la compañía estaba considerando dividirse en dos y que el sindicato no estaba de acuerdo.

empresas