Empresas

Gruma, ‘más fuerte
que nunca’ a sus 65 años

Juan González Moreno asumió la dirección general de la productora el 12 de diciembre de 2012, mejorando el balance financiero con base en un freno de la estrategia de crecimiento por la vía de adquisiciones, además de la adopción de políticas de austeridad y reducción de gastos.
Ilse Santa Rita
03 junio 2014 20:31 Última actualización 04 junio 2014 13:30
Juan González Moreno Gruma

[Gruma, el mayor productor de harina de maíz y de trigo del mundo, fue el corporativo con mayor rendimiento. / Bloomberg]

Tras una sucesión llena de incertidumbre, Juan González Moreno, hijo de Roberto González Barrera, asumió la dirección general de Gruma el 12 de diciembre de 2012 y metió freno a la estrategia de crecimiento vía adquisiciones del grupo, adoptó una política de austeridad y de reducción de gastos (incluyendo el término de Gruma como patrocinador de la Selección Mexicana de Futbol) y mejoró su balance financiero.

“Hicieron un recorte de personal administrativo y no renovaron el arrendamiento de un avión ejecutivo”, comentó Alberto Carrillo, analista de Signum Research.

Además, la empresa aplazó la entrada a nuevos mercados, por lo que su crecimiento se dio en países donde ya tenía presencia, con la que aprovechó mejor su capacidad instalada. Todo esto permitió al productor de tortillas más grande del mundo expandir su margen de flujo operativo de un 7.4 por ciento en el primer trimestre de 2012 a 13.5 por ciento en igual lapso de 2014.

Apretarse el cinturón también permitió a la firma destinar más recursos en la reducción de su deuda, para terminar el primer trimestre del 2014 con una relación de deuda a EBITDA de 2.3 veces, comparado con 4.5 veces del cierre del 2012. El mercado ha premiado la estrategia de la compañía, pues desde la muerte de González Barrera la acción del grupo acumula un rendimiento de 283 por ciento en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV).

El año pasado, el valor de los títulos de Gruma pasó de 39 a 98 pesos, generando un incremento de 152 por ciento en el año. Esto la convirtió en la emisora de mayor rendimiento de la BMV. Y en lo que va del 2014, el precio de la acción ha aumentado 41 por ciento.

“En el pasado, la expansión y las ganas de crecer la llevaron a ser demasiado agresiva en su oferta de productos, pero se salió de control y ahora están racionalizando su crecimiento vía adquisiciones”, dijo Carlos Hermosillo, analista de Actinver. Sin embargo, José María Flores, analista de Ve por Más, consideró que su buen perfil financiero permitirá a Gruma retomar su estrategia de expansión internacional, de manera orgánica y vía adquisiciones.

JUAN GONZÁLEZ MORENO, UN CEO RESERVADO

Juan González Moreno, actual presidente y director general de Gruma, prefiere estar lejos de los reflectores. Desde que asumió el cargo en diciembre de 2012, tras el fallecimiento de su padre Roberto González Barrera, no ha dado ninguna entrevista ni se ha presentado en actos públicos. 

Como primera decisión planteó al Consejo la formalización de un Comité Ejecutivo compuesto por consejeros, que funcionaría como un órgano de Gobierno Corporativo intermedio entre el Consejo de Administración y la Dirección General, con el objetivo de dar un seguimiento puntual de la estrategia corporativa.

Antes de ocupar su posición actual, el ejecutivo participó en el arranque y desarrollo de la operación de Gruma en Estados Unidos desde 1982. Bajo su mando, la firma inició operaciones en China en 2006 y en 2009 encabezó la inauguración de la primera planta de nueva generación tecnológica en Australia. Antes de llegar a su posición actual, ocupaba la dirección de Gruma en Asia y Oceanía.

González Moreno cuenta con estudios en administración por la Universidad Regiomontana y de posgrado en Administración en la Universidad de San Diego.

“Desde