Empresas

Estados ‘ahorcan’
a las constructoras

Las constructoras mexicanas se han visto en apuros por la falta de pago por parte de gobiernos municipales y estatales. Las grandes constructoras que cotizan en la BMV sumaron en 2014 cuentas por cobrar de 43 mil 390 millones de pesos, 87% más que hace cinco años. Y las pequeñas incluso han quebrado.
Ana Valle
10 marzo 2015 20:31 Última actualización 11 marzo 2015 5:0
Metro Linea 12

En el caso de ICA, uno de los pagos pendientes es la Línea 12 del Metro de la Ciudad de México. (Cuartoscuro)

La falta de pago de los gobiernos municipales y estatales ha puesto en jaque a las constructoras mexicanas, generando millonarias cuentas por cobrar y que pequeñas y medianas empresas de la industria incluso quiebren.

Las grandes constructoras que cotizan en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), ICA, OHL México, Pinfra e IDEAL, sumaron al cierre de 2014 cuentas por cobrar de 43 mil 390 millones de pesos, monto superior en 87 por ciento al de hace cinco años, de acuerdo con sus reportes trimestrales.

La empresa con el mayor monto de pagos pendientes es ICA, con 39 mil 433 millones de pesos, el 91 por ciento del total.

Marco Medina, analista de construcción de Ve por Más Casa de Bolsa, mencionó que uno de los pagos pendientes es la Línea 12 del Metro de la Ciudad de México, lo que representa un importe de 3 mil 835 millones de pesos. De de este total, el 83 por ciento corresponden a la firma dirigida por Alonso Quintana.

“Son recursos que ahora le servirían demasiado a la empresa por el tema de apalancamiento que tiene, pero es un tema que está politizado”, consideró el analista.

Luis Zárate, expresidente de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC), explicó que en estados como Veracruz, Chiapas, Coahuila y Guerrero se han visto problemas de falta de pagos que rondan entre 2 mil y 3 mil millones de pesos acumulados desde 2011.

“No hemos podido revertir esta tendencia por temas políticos; lo que más nos preocupa son las Mipymes (micro, pequeñas y medianas empresas), porque si no les pagas, las quiebras”, dijo Zárate.

Durante 2014, el valor que generó la industria de la construcción sumó 442 mil 490 millones de pesos, su segundo nivel más bajo desde 2010, aunque con una ligera recuperación, respecto a la caída de 4 por ciento que registró en 2013, de acuerdo con la última Encuesta Nacional de Empresas Constructoras del Inegi.

Daniela Brandazza, directora senior de Calificaciones de Finanzas Públicas Internacionales de Standard & Poor’s, explicó que uno de los motivos por los que estados y municipios no pagan las cuentas pendientes a las constructoras es la falta de generación de recursos propios y la alta dependencia de participaciones federales, lo que podría agravarse ante el reciente recorte al gasto público.

La experta destacó que las fuentes de financiamiento aún son muy escasas, como en el caso del mercado de capitales, tomando en cuenta el monto de proyectos e inversión privada requerida para el Programa Nacional de Infraestructura.

Un exfuncionario de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, explicó si bien hay pagos pendientes de los estados, también existen por parte del gobierno federal, debido a que se trata de obras de mayor tamaño e inversión.

Uno de los problemas a nivel federal es el retraso en el pago de anticipos, lo que retrasa el arranque de las obras y todo el calendario para el desarrollo de los proyectos.

“Al final del día, siempre hay un calendario que cumplir, pero a veces hay un incumplimiento de pagos por parte de los gobiernos, por una falta de organización y planeación del ejercicio de los recursos”, explicó el exfuncionario.

Ante la falta de pagos de los estados y municipios, las constructoras registran incrementos en sus cuentas por cobrar.