Empresas

Ford no influirá en otras compañías: Guajardo

El titular de la Secretaría de Economía dijo que México ha demostrado ser atractivo para la instalaciones de inversiones ante el mundo y EU, por lo que la cancelación de la planta de Ford no afecta la imagen del país.
Redacción
03 enero 2017 22:27 Última actualización 04 enero 2017 4:55
(El Financiero)

Idelfono Guajardo, titular de la Secretaría de Economía, considera que la cancelación de Ford no afecta la imagen de México. (El Financiero)

La decisión de Ford de cancelar la instalación de una de sus plantas de producción en México no influirá para que otras firmas de Estados Unidos tomen este tipo de acciones, consideró Ildefonso Guajardo, titular de la Secretaría de Economía.

“No estamos previendo que esta decisión de Ford sea una decisión de estructura permanente que esté influyendo en la toma de decisiones de otras empresas y afortunadamente faltan 15 días para estar estableciendo un diálogo que nos permita estar mandando certidumbre y certeza a los mercados”, resaltó.

En entrevista con El Financiero Bloomberg TV, explicó que lo que hará Ford es retirar la inversión proyectada de mil 600 millones de dólares en San Luis Potosí y reinvertir en la expansión de la capacidad productiva de la planta de Flat Rock, en Michigan, por 700 millones de dólares , además de llevarse la línea de producción del Ford Focus de gasolina a Hermosillo, Sonora.

“Lo que están haciendo es que en vez de hacer nuevas plantas utilizan las que ya tienen”, agregó.

Guajardo aseguró que la cancelación de la planta de Ford no daña la imagen de México porque para el resto del mundo y para el mismo Estados Unidos el país ha demostrado que es atractivo para la instalación de inversiones. “No es un tema de la imagen país, sino de una sola empresa”, indicó el funcionario.

Reveló que tuvieron conocimiento de la decisión de Ford 10 minutos antes de que la empresa lo anunciara a los medios de comunicación.
En ese tiempo, dijo, se habló con el representante de la empresa en México para especificarle que deberán cumplir “a pie de puntillas” las sanciones establecidas en el convenio que firmaron con el estado de San Luis Potosí. Es decir, resarcir las inversiones que el gobierno de ese estado puso para facilitar la instalación de la planta.

“Las tienen que resarcir, lo que escuché fue la aceptación completa (de Ford) como una compañía seria de hacerse responsable de cualquier costo generado en materia de incentivos por parte del estado”, aseveró.