Empresas

Extranjeras aprovechan entorno para comprar minas en México

De enero a agosto del 2014, pequeñas y medianas mineras se han visto obligadas a vender alrededor de 13 proyectos con un valor de 31.9 millones de dólares a empresas extranjeras debido a un ambiente de alta volatilidad, mayores impuestos y escasez del crédito.
Axel Sánchez
08 octubre 2014 19:55 Última actualización 09 octubre 2014 4:55
minería

Las mineras foráneas duplicaron su inversión en México en el 1S2014. (Bloomberg)

Un entorno de mayores impuestos, volatilidad en el precio de los metales y dificultades para obtener financiamiento han orillado a pequeñas y medianas mineras a vender sus proyectos a empresas extranjeras en México.

En el periodo enero-agosto del 2014 se registraron 13 transacciones de compra-venta en el sector minero, las cuales suman un valor de 31.9 millones de dólares, de acuerdo con datos compilados por Bloomberg.

Esto colocó a México como el mercado más intensivo en número de operaciones dentro de la industria minera en América Latina, seguido de Brasil y Perú, aunque también fue el que recaudó menos inversiones por el tamaño de los proyectos y su incipiente fase de desarrollo.

La canadiense San Marcos Resources pagó un millón 900 mil dólares por la concesión de la mina de oro Cuatro de Mayo, ubicada en Sonora, la cual estaba en manos de una firma mexicana pequeña. Actualmente, este proyecto está en una fase de exploración.

Endeavour Silver, por su parte, se hizo de la mina de La Bufa, en Zacatecas, con el objetivo de complementar sus operaciones en México. La firma canadiense pagó 19 mil dólares por el proyecto, que también está en fase de exploración.

Mario Hernández, socio líder de la consultora KPMG, dijo que las pequeñas y medianas empresas tienen que vender sus minas debido a que no cuentan con la suficiente viabilidad financiera para seguirlas operando.

“El problema es el financiamiento. No hay quien preste dinero a las Pymes, por lo que tienen que vender proyectos explorados y probados a grandes corporativos para pagar sus deudas”, comentó el especialista.

Las empresas mineras extranjeras duplicaron sus inversiones en México durante el primer semestre del 2014, frente al mismo periodo del 2013, a pesar de que al inicio del año advirtieron que los nuevos impuestos a la extracción afectarían la llegada de capitales foráneos al país.

La inversión extranjera directa en la industria minera sumó 854 millones de dólares durante el primer semestre de 2014, poco más del doble de lo que se registró en igual periodo del año pasado, cuando alcanzó 408 millones, según datos de la Secretaría de Economía.

Tras la puesta en marcha del impuesto de 8.5 por ciento a la extracción minera en 2014, grandes empresas del sector, como la canadiense Goldcorp, dijeron que reducirían sus inversiones en México.

En septiembre, Fresnillo compró a Minera Newmont su participación en un proyecto en Sonora, por 450 millones de dólares.

BRASIL Y PERÚ SE VAN A LO GRANDE

Mientras las adquisiciones de empresas extranjeras en México se hacen en proyectos mineros pequeños, debido a que la mayoría están en fase de exploración, en Brasil y Perú las transacciones llegan a sumar miles de millones de dólares.

El promedio de las operaciones hechas en México fue de 3.2 millones de dólares, mientras que en Brasil ascendieron a 29.6 millones de dólares, y en Perú, alcanzaron una media de mil 200 millones de dólares, debido a que eran proyectos en operación.

Pese a que México es el país de la región con más proyectos mineros vendidos en el 2014, el tamaño de las minas no permite comercializarlos a precios más altos.