Quieren que se mejore oferta en bonos del NAIM
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Quieren que se mejore oferta en bonos del NAIM

COMPARTIR

···

Quieren que se mejore oferta en bonos del NAIM

Los tenedores de estos títulos buscan que el gobierno otorgue una 'garantía explícita' de que honrará su deuda, de no ser así, debería acceder a una recompra más grande u ofrecer una mayor compensación.

Bloomberg / Justin Villamil y Pablo González
06/12/2018
Actualización 07/12/2018 - 4:50
La administración de AMLO está teniendo dificultades para conseguir apoyo a su propuesta que ponga fin a su enfrentamiento con inversionistas.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Los inversionistas del proyecto aeroportuario previsto en la Ciudad de México quieren mucho más del Gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador antes de aceptar su oferta de recompra de bonos.

Una garantía federal explícita de honrar la deuda ayudaría a resolver los problemas, según conversaciones con más de media docena de tenedores de bonos, quienes solicitaron no revelar su identidad.

De no ser así, la administración federal debería acceder a una recompra más grande u ofrecer una mayor compensación a los inversionistas que mantengan las notas y estén dispuestos a renunciar a los términos establecidos cuando se vendieron los bonos, aseguraron los entrevistados.

La administración del presidente Andrés Manuel López Obrador está teniendo dificultades para conseguir apoyo a una propuesta que ponga fin a su enfrentamiento con los inversionistas, quienes prestaron 6 mil millones de dólares para la construcción del nuevo aeropuerto en la Ciudad de México, un proyecto que el mandatario quiere deshacerse.

Un grupo ad hoc de tenedores de bonos que asegura poseer más del 50 por ciento de una de estas notas, porcentaje suficiente para bloquear cualquier acuerdo, rechazó la oferta de recompra por mil 800 millones de dólares en bonos, a tan solo 90 centavos por dólar, más una compensación de menos de un centavo para los inversionistas que acepten renunciar a su derecho de declarar un incumplimiento inmediato cuando se cancele la construcción de la terminal aérea.

"El principal problema con esta oferta es que no da nada a cambio de lo que pide", afirmó Sebastian Salvay, analista de la agencia de bolsa TPCG en Olivos, Argentina, quien cubre bonos corporativos de América Latina.

“Idealmente, el Gobierno debería reformular la propuesta y agregar garantías. El valor de 90 es justo, pero necesita una garantía del Gobierno".

La oferta sería mucho más atractiva si la administración federal estuviera dispuesta a recomprar el monto total de los bonos vigentes, en lugar de menos de un tercio, según los inversionistas.

Algunos inversores afirmaron que podrían verse tentados si un nuevo bono incluyera una garantía explícita. En cualquier caso, se necesitaría que Gobierno actual se siente a la mesa de negociación.

Al menos 35 fondos y grupos financieros enfocados en la administración de activos de diferentes países apostaron por un rebote en los bonos del NAIM y aprovecharon precios castigados, por debajo de 80 dólares, para aumentar sus posiciones en esos instrumentos.

De acuerdo con información de Bloomberg, el bono más negociado del NAIM, que vence en 2047, registró un volumen de 107 mil títulos intercambiados entre el 26 de septiembre y el 26 de octubre. Al siguiente mes, del 26 de octubre al 26 de noviembre, periodo en el que el precio de los bonos tocó fondo, ese monto se multiplicó 3.6 veces, ante el atractivo que representó la caída en sus precios.

Entre los inversionistas y grupos financieros que llevaron a cabo estas operaciones, destacan Schroders PLC, un gestor de inversión del Reino Unido que acumula participación en los dos tramos de la deuda, con una posición cercana al cinco por ciento del total de los bonos en circulación.

Por otra parte, Interfund Advisory, con sede en Luxemburgo y Banca Fideuram, con sede en Italia son fondos que, sin haber tenido una participación previa, adquirieron bonos del NAIM en todos los tramos y diferentes series ante el atractivo que representó la caída en el precio de los bonos. A la fecha, ambos grupos acumulan 7 mil 600 títulos, que equivalen a una posición valuada en 640 mil dólares.

“Cuando hay noticias buenas como malas, pero sobre todo cuan do hay especulación, es natural ver que el volumen de un asset (activo) vaya a subir”, dijo un operador basado en México que pidió no ser identificado por políticas corporativas.

Con información de Rubén Rivera

Placeholder block