Empresas

Cortarse la barba con estilo, un negocio de 326 mdd en México

El auge de estos establecimientos no se trata de una moda pasajera sino de una tendencia del cuidado de la imagen personal en los hombres, según los propietarios de las barberías actuales.
Ángel Alcántara
22 junio 2017 22:30 Última actualización 23 junio 2017 9:16
Barbería (Especial)

Barbería (Especial)

Los días en que el hombre se cortaba la barba en una ‘estética unisex de la esquina’ quedaron atrás, ahora se vive el ‘renacimiento’ de estos negocios, impulsado por la tendencia entre los mexicanos a cuidar más su imagen personal.

Esto permitió que el negocio del afeitado en México alcanzara un valor de 326.3 millones de dólares el año pasado, 7.6 por ciento más frente al 2015 y su nivel más alto desde el 2007, de acuerdo con Euromonitor International.

Así, del 2007 al 2016 los ingresos de este negocio crecieron a una tasa promedio de 9 por ciento y un incremento de 91 por ciento de forma acumulada, según datos de la misma consultora.


Expertos opinaron que este auge responde a la renovada demanda de usuarios que quieren tener un servicio donde se atiendan las necesidades específicas del hombre, con técnicas retomadas de las barberías tradicionales, sumándole nuevas amenidades como el servicio de spa, barra de coctelería, o hasta servicio de regeneración capilar.

“Antes los hombres sólo iban a la estética a cortarse el pelo, ahora pueden ir a un lugar donde ya se ofrecen servicios completamente diferentes, así como productos especiales, que incluyen tratamientos faciales y capilares completos. Las nuevas barberías utilizan técnicas de las de antaño, y ahora la tendencia es que lo clásico regrese”, dijo Yesenia Cano, directora de imagen de EBIO, considerada la exposición de la industria de belleza más importante en México.

Según el Directorio Estadístico Nacional de Unidades Económicas (DENUE), que depende del INEGI, en el país hay mil 204 barberías registradas, de las cuales el estado de Sonora concentra 270, seguido por Baja California y Nuevo León con 226 y 94 unidades, respectivamente.

En los últimos nueve años
El segmento de afeitado masculino crece a ritmos de 9 por ciento anual, lo que revela la bonanza.

Esta oportunidad es aprovechada por emprendedores que crecen a través de franquicias como The Barber’s Spa, Mel Bros, Shaving Co y Arango Riders Room.


Este último negocio ofrece además de barbería, un estudio de tatuajes, tienda de accesorios, taller de motocicletas y restaurantes.

“Nuestra barbería es única porque da todo el concepto de la comunidad ‘biker’ (motociclistas) en un lugar, sin excluir a cualquier otra persona que quiera llegar y arreglarse con nosotros”, comentó Karen Zárate, fundadora de Arango.

Su ticket promedio va de los 300 a 540 pesos, frente a los 150 que cobran en una barbería tradicional.

Mario Alberto Escutia, socio cofundador de la franquicia The Barber’s Spa, explicó que el ‘boom’ que viven las barberías no se trata de una cuestión pasajera de moda, sino de una tendencia del cuidado de la imagen personal que va en aumento entre los mexicanos.

“En el ámbito laboral (el uso de barbas) se ha extendido en el país, entonces el nivel de competitividad que se requiere ahora es más grande, por lo que muchos de nuestros clientes se preparan para una entrevista de trabajo o presentaciones con clientes. Por lo que no es una moda, más bien es una mayor penetración del cuidado personal del caballero”, explicó Escutia.

La franquicia The Barber’s Spa tiene 25 sucursales en Monterrey, Chihuahua, Ciudad del Carmen y la CDMX, donde atiende a 10 mil 400 hombres al mes.

Otro caso es el de Mel Bros, que inició en Guadalajara en 2015 manejada por los hermanos Rigoberto y Román Melchor, y este año empezará a operar bajo el modelo de franquicias.

“Estamos a punto de lanzar las dos primeras sucursales franquiciadas del año, una más en Guadalajara y otra en la Ciudad de México. Tenemos planeado abrir en el transcurso de este año una más en la capital de país y otra en Veracruz, para así cerrar el 2017 con cinco unidades”, reveló Gilgamesh Ángeles, director de marketing de Mel Bros.

Alejandro Maldonado, quien lleva 37 años de peluquero y barbero en su local al norte de la CDMX, reconoce las ventajas de los negocios modernos.

Las principales marcas que participan en el aseo personal del hombre en México son Gillette Prestobarba con 12.3 por ciento del mercado del afeitado; Jafra con 6.2; Axe con 6.1; Unilever con 4.5 y Quala con el 4.1 por ciento, según Euromonitor.

MEXICANAS SALEN AL EXTRANJERO

Las barberías mexicanas ya no sólo se conforman con tener presencia en el mercado nacional, ahora tienen la mira puesta en otros países del continente americano.

“Contamos con un plan estratégico, hecho para una proyección de internacionalizar la marca, en un periodo no máximo a dos años. Ya tenemos varias solicitudes de países de Centro y Sudamérica, así como de Norteamérica interesados en la franquicia”, comentó Juan José Cabral, socio fundador de The Barber’s Spa, firma que cuenta con 25 sucursales.

web_emp_barbas_01