Empresas

Así las casetas telefónicas se convirtieron en un nuevo negocio

Espacios para publicidad, conexión WiFi y cámaras de videovigilancia con botones de alerta, son las herramientas que le siguen dando vida a las casetas telefónicas de México, concentradas en la CDMX y Edomex.
Itzel Castañares
03 julio 2017 22:43 Última actualización 04 julio 2017 4:55
Casetas telefónicas (Especial)

Casetas telefónicas (Especial)

Los operadores de telefonía pública viven un ‘segundo aire’ en sus negocios al modernizar casetas para usarlas como espacios para anunciantes, puntos de conexión de internet y hasta centros de vigilancia con cámaras de seguridad y conexión al Centro de Comando para Atención de Desastres y Seguridad.

Las cabinas son usadas por estudiantes, turistas extranjeros, connacionales que llaman a otros países y por quienes carecen de un equipo celular o no tienen saldo.

En el país
Hay más de 873 mil casetas, concentradas en la CDMX y Edomex. Las cabinas son aprovechadas por Telcel, PM On Street, Casetel y Telefon.

Firmas como Casetel, Conecta-Te, TeleFon y PM On street ofrecen distintos modelos de casetas telefónicas para atraer a nuevos clientes.
PM On street es una firma que comercializa espacios publicitarios en mobiliario urbano, con mil 465 casetas telefónicas desplegadas en México y cuyos ingresos prácticamente provienen de anunciantes que se publicitan en sus espacios.

“El atractivo de la telefonía pública es que todavía se usa. Más del 90 por ciento de los usuarios de telefonía móvil cuentan con un plan de prepago, con teléfonos sencillos que generalmente nunca tienen saldo. Entonces, este perfil de cliente es el que se acerca a nuestras casetas y hace llamadas a otros celulares o a teléfonos fijos”, comentó el director general de PM On street, Alejandro Silvetti.

Agregó que a esto se suma la ventaja de la eliminación del cobro de larga distancia tras la reforma en telecomunicaciones y el posicionamiento de planes móviles de prepago sobre el pospago.

Tendencias de consumo
123 mil 130 casetas publicas había en la Ciudad de México en 2016.

90 mil 136 cabinas de llamadas tenía el Estado México al año pasado.

Las casetas de PM On street se distribuyen en ocho delegaciones de la Ciudad de México (CDMX), cuatro municipios en el Estado de México y en Acapulco, Guerrero; Cuernavaca, Morelos y Mérida, Yucatán.

Además en el municipio de Tlalnepantla la firma renovó 130 cabinas en las que instaló una cámara, un botón de alerta y audio conectados al C4, el Centro de Comando para Atención de Desastres y Seguridad. Y en el área metropolitana tiene 51 casetas multifuncionales que dan telefonía y Wi-Fi.

Su tarifa es de cuatro pesos por minuto y en promedio se realizan 15 conferencias al día. Por cada 100 cabinas, hay una camioneta que les da mantenimiento, además de retirar la publicidad exterior cada 14 días.
Telmex y Telnor, que poseen el 63 por ciento de todas las casetas en el país, han emprendido en zonas como la CDMX una transformación en estas cabinas, al menos en ciertas zonas.

En el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) cualquier persona con tarjeta bancaria puede hacer llamadas locales o internacionales, lo cual permite que la telefonía pública se mantenga vigente como una alternativa de comunicación.

El minuto para llamar a cualquier punto del país cuesta 3 pesos y 1.50 pesos por minuto a celulares 044 y 045. El minuto de larga distancia a Estados Unidos y Canadá así como las llamadas a Centroamérica salen en 5 pesos el minuto, mientras que a destinos como América del Sur, Asia, Oceanía, Europa y África el minuto cuesta 10 pesos.

1
EL FUTURO, LA CONECTIVIDAD

 El reto que supone mantener los servicios de telefonía pública ante la demanda de otros que implican conectividad y datos, llevará a estos operadores a plantearse modelos adicionales de negocio.

En México hay 873 mil 888 casetas de telefonía pública, y de ellas, 123 mil 130 están ubicadas en la CDMX y 90 mil 136 en el Edomex, que en conjunto representan la cuarta parte del total, según datos del IFT al cuarto trimestre de 2016.

Jorge Bravo, analista de Mediatelecom, Policy & Law, consideró que el uso de las casetas telefónicas públicas sigue siendo relevante.

.

Las casetas telefónicas son importantes en las zonas rurales ante situaciones de desastres naturales o cuando las redes móviles se saturan y colapsan

"A veces es la única comunicación que queda disponible, ya que las líneas están electrificadas”, comentó.

Bravo agregó que su infraestructura debería de destinarse a ofrecer otro tipo de servicios sin necesidad de realizar grandes inversiones.

Por su parte, Víctor Pavón Villamayor, presidente de Oxford Competition Economics, consideró que la evolución natural podría ayudar a los operadores a tener nuevas ofertas de servicios.

“Por ejemplo, en lugar de realizar llamadas telefónicas podrían establecer puntos de conexión Wi-Fi mediante pago, un panorama que aplica más en las zonas urbanas, sobre todo ante la facilidad de poder realizar el pago de estos servicios a través de los instrumentos financieros”, indicó el experto.

disminuye oferta