Empresas

Aerolíneas triplican ingresos y ésta es la razón

Entre el primer trimestre de 2014 y el mismo lapso de 2017, las cuatro aerolíneas más grandes en el país elevaron en casi 200 por ciento su facturación en la división de “Otros ingresos”.
Everardo Martínez
23 julio 2017 22:9 Última actualización 24 julio 2017 7:59
Aeropuerto

(Cuartoscuro).

El pasado 3 de julio, un juzgado admitió una demanda colectiva de pasajeros contra Volaris, debido a demoras en vuelos, cobros indebidos y sin justificación en asientos, cambios de itinerario y cargos por exceder dimensiones del equipaje de mano. Se trata de algo que nunca había sucedido en la industria o contra alguna aerolínea en México.

Entre el primer trimestre de 2014 y el mismo lapso de 2017 las cuatro aerolíneas más grandes en el país -Volaris, VivaAerobus, Interjet y Aeroméxico- elevaron en casi 200 por ciento su facturación en la división de “Otros ingresos”.

En este rubro se incluyen los cobros de transportación de maletas extras o más grandes, facturación por asignación de asientos, consumo de alimentos a bordo, internet, adquisición de seguros de viajeros y la expedición del pase de abordar.

Este negocio sumó 3 mil 731 millones de pesos y significó el 15 por ciento de los ingresos sumados de las cuatro aerolíneas al primer cuarto de este año, para un alza de 7 puntos porcentuales, si se toma en cuenta que en el mismo trimestre de 2014 pesaba un 8 por ciento.

“Para las aerolíneas estos ingresos son importantes. Se han incrementado porque se ha desagregado el servicio y la oferta ha cambiado. Esto les permite ofrecer tarifas base más bajas”, indicó José María Flores, analista de Ve por Más.

En promedio, durante 2016 el rubro de “Otros ingresos” representó el 12.5 por ciento de las ventas totales de las cuatro firmas aéreas mexicanas más grandes. Sumaron 12 mil 704 millones de pesos, 40.3 por ciento más contra un año antes.

“Incrementar estos ingresos es un tema de competencia, bajos precios, pero lo compensas con estos servicios adicionales, es una forma de mantener tarifas bajas y ser competitivo. Si tu pasajero requiere un servicio adicional, será su responsabilidad”, añadió Flores.

Para ver el gráfico completo, da click aquí.


En el caso de Aeroméxico, el rubro de “Otros ingresos” pesó 7.8 por ciento en sus ventas totales del primer trimestre de 2017, aunque un año antes fueron el 3.6 por ciento.

Andrés Conesa, CEO de la aerolínea, destacó en su conferencia telefónica de abril con analistas que parte de la expansión de esta división obedeció al programa preferencial que se lanzó en conjunto con Santander y American Express.

“Tuvimos un aumento de 739 millones de pesos, equivalente a casi 200 por ciento en otros ingresos comerciales, impulsado por mayores ingresos auxiliares de servicios adicionales como mejoras y asientos preferidos, debido a nuestras tarjetas conjuntas con Santander y American Express”, agregó.

En VivaAerobus esta división ya pesa 45 por ciento en sus ingresos, hace tres años era el 37 por ciento.

Si bien la aerolínea que dirige Juan Carlos Zuazua es la que en promedio ofrece las tarifas de vuelos más bajas, es un hecho que cobra por la asignación de asientos, consumo a bordo y también cuando la primera maleta supera los 15 kilos.

Gerardo Herrera, experto en turismo, expuso que el consumidor no sabe todavía lo que representan las aerolíneas de bajo costo.
“Es solamente transportación básica, del punto A al B. Hay que prepararse para volar así, quizá salir desayunado, acomodando inteligentemente el equipaje. Aún van y gastan mucho a bordo y en los aeropuertos donde todo es más caro”, añadió el analista.

: