Usarán la ‘caja’ del aeropuerto para pagar los bonos…
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Usarán la ‘caja’ del aeropuerto para pagar los bonos…

COMPARTIR

···

Usarán la ‘caja’ del aeropuerto para pagar los bonos…

Los recursos saldrán del efectivo existente en el fideicomiso Mexcat, creado para administrar los recursos del proyecto, indicó Arturo Herrera, subsecretario de Ingresos de Hacienda.

Víctor Piz Abraham González Rubén Rivera
04/12/2018
Actualización 04/12/2018 - 4:50
El aeropuerto tiene en caja 120 mil millones de pesos.
Al registrarte estás aceptando el aviso de privacidad y protección de datos. Puedes desuscribirte en cualquier momento.

Los recursos para pagar de forma anticipada los bonos emitidos para fondear la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) saldrán del efectivo existente en la caja del fideicomiso Mexcat, creado para administrar los recursos del proyecto, aseguró ayer en entrevista radiofónica Arturo Herrera, subsecretario de Ingresos de la Secretaría de Hacienda de la nueva administración.

“El aeropuerto a través de un fideicomiso emitió bonos por 6 mil millones de dólares. Esos recursos están ya junto con otros recursos en la caja del aeropuerto”, dijo Herrera.

El aeropuerto tiene en caja 120 mil millones de pesos. Esos recursos se van a distribuir de la siguiente forma: se tiene que atender los compromisos y el cierre de los contratos con los constructores; se tiene que atender la fibra E, y parte de esos recursos se van a utilizar para recomprar los bonos. Es decir, con lo que ya existe en un bolsillo se va a pagar parte de la deuda que ya existía”.

De acuerdo con el funcionario, lo anterior implica que no hay un gasto adicional de recursos, simplemente se cancela una parte de la deuda con los mismos recursos que se levantaron.

“No se le está metiendo dinero. La deuda ya existe, pero la estamos liquidando (con los recursos en caja)”, dijo.

Marco Oviedo, economista en jefe para América Latina de Barclays, señaló que este es un intento de estabilizar la situación y evitar mayores demandas por parte de los inversionistas, por lo que están comprando un poco de tiempo en lo que evalúan la situación,

“Falta más detalle de qué quieren hacer con esto. Fue muy escueto el anuncio por lo que estaremos esperando más información de las autoridades. Tengo entendido que se utilizaron recursos del fideicomiso para la recompra de los bono”.

La oferta de recompra consiste en pagar al menos 90 dólares por cada 100 invertidos en los bonos, aunque puede ser más, pues se realizará en forma de subasta. Es decir, los poseedores de los títulos dirán cuánto están dispuestos a aceptar y el grupo aeroportuario tomará las propuestas más bajas, de forma que le implique el menor desembolso.

En el anuncio de la oferta de recompra se estableció que hay dos opciones para participar en el programa con un “premio”: la primera es vender los bonos al emisor y aceptar nuevos términos de los bonos, y la segunda es solamente aceptar las nuevas condiciones.

Los que opten por la primera opción recibirán un extra de 5 dólares por cada 100 invertidos, es decir, recibirían al menos 95 por cada bono. En tanto, los que tomen la segunda opción, solo aceptando los nuevos términos, recibirían un pago de 75 centavos por cada bono. La oferta de recompra expira el 2 de enero, mientras que las opciones para recibir los “premios” expiran el 17 de diciembre.

Tras el anuncio de recompra, la calificadora Moody’s decidió extender la perspectiva negativa de dichos bonos hasta conocer los resultados de la transacción y los efectos sobre la deuda.