Economía

UBS urge al país a orientarse al mercado interno

Pese a que México enfrenta deficiencias estructurales, se debe apostar por el mercado interno que le permita combatir los problemas, entre ellos la corrupción, alertó la institución.
Thamara Martínez
26 abril 2017 22:35 Última actualización 27 abril 2017 5:0
ME. Esfuerzos anticorrupción en México carecen de urgencia.

México ha hecho poco para frenar la corrupción, señaló Czerwonko. (Archivo)

El banco UBS ha puesto sobre la mesa las difíciles condiciones del entorno mundial que hacen cuestionar los beneficios de continuar con una estrategia de crecimiento basada en el comercio internacional, por ello ha urgido a México a diversificarse y apostar por fuentes de crecimiento internas, pero sobre todo, a atender las deficiencias estructurales del país, como la corrupción.

“El mundo actual es muy distinto al que se enfrentó Latinoamérica durante la década del 2000. Se percibe como menos amigable, menos abierto, sobre todo en lo que se refiere a la actitud de los países desarrollados. Sin ir más lejos, todos sabemos lo que está sucediendo al norte de la frontera de México”, afirmó Alejo Czerwonko, director de mercados emergentes en el Chief Investment Office de UBS.

En entrevista con El Financiero sostuvo que sería positivo buscar fuentes de crecimiento internas, aunque reconoció que no será un camino fácil, ya que el país enfrenta deficiencias estructurales, donde las más urgentes son los altos niveles de delincuencia, la mala calidad de las instituciones y del Estado de derecho, la informalidad y la corrupción.

Afirmó que la corrupción ha impedido impulsar las fuentes de crecimiento interno y la ubicación del capital de manera eficiente.

“En aspectos clave como es el de la corrupción, realmente México ha hecho poco en los últimos años y se podría llegar a argumentar que ha hecho menos que sus pares en la región. En particular, la competencia clásica entre Brasil y México, si uno se concentra en lo que se refiere a corrupción, México está perdiendo por ‘goleada’”, dijo.

Señaló que los grandes ejes de trabajo para un óptimo desarrollo se orientan al capital humano, capital físico y la productividad. Entre éstos, México tiene una ventaja respecto a otros países en cuanto a su población joven. La firma estima que entre 2015 y 2025 la tasa de crecimiento de la población en edad laboral crecerá alrededor de 14 por ciento.

En tanto, la tasa de población económicamente dependiente (menores de 15 años y mayores de 65), la cual ha caído en 11 puntos porcentuales entre 2005 y 2015, descenderá en otros tres puntos al terminar 2025.