Economía

Ni fin del TLCAN ni proponen el BAT

La Casa Blanca informó que 'por ahora' EU no saldrá del Tratado de Libre Comercio de América del Norte y que este será renegociado entre los tres países, decisión que se complementó con el anuncio de que no habrá impuesto fronterizo.
Redacción
26 abril 2017 21:55 Última actualización 27 abril 2017 8:40
TLCAN

TLCAN

Estados Unidos no saldrá del TLCAN, por el momento, informó la Casa Blanca; ni implementará el impuesto fronterizo mejor conocido como BAT.

Ayer, Donald Trump conversó por separado con el presidente Enrique Peña Nieto y con Justin Trudeau, primer ministro de Canadá, para discutir el proceso de la renegociación, confirmó la Presidencia de la República.

Y es que desde la mañana se filtró que Trump sacaría a EU del Tratado, lo que generó gran volatilidad en el tipo de cambio. Por la noche, la respuesta del peso no se hizo esperar y se recuperó.

Anoche, el despacho de la Casa Blanca emitió un comunicado que aclaró que “en este momento”, el jefe del poder Ejecutivo de ese país, Donald Trump, no pretende acabar con el Tratado de Libre Comercio de Norteamérica.

La historia que marcó el ritmo de los mercados durante el miércoles surgió cuando por la mañana el sitio de información Politico, divulgó que la administración de Trump “estaba considerando” la redacción de una orden ejecutiva para sacar a Estados Unidos del TLCAN.

El medio basó esa información en dos fuentes anónimas de la Casa Blanca.

El texto detalló incluso que un borrador de ese documento estaba en revisiones finales y sería publicado al final de esta semana o al inicio de la siguiente.

A partir de ese momento, la moneda mexicana perdió valor hasta cerrar la jornada con una caída de 1.7 por ciento y un tipo de cambio frente al dólar de 19.20 unidades, al mayoreo.

1
 

 

comportamiento peso


De acuerdo con analistas, el impacto de tal noticia superó en los mercados la influencia de una presentación oficial de detalles sobre la reforma fiscal que propondrá Donald Trump al Congreso estadounidense, ocurrida al medio día.

Fue hasta pasadas las 21:30 horas, tiempo central de México, cuando la Casa Blanca emitió un comunicado:

“Esta tarde, el presidente Donald J. Trump, habló tanto con el presidente Enrique Peña Nieto de México, como con Justin Trudeau, de Canadá. Ambas conversaciones fueron agradables y productivas. El presidente Trump acordó no terminar con el TLCAN en este momento y los líderes acordaron proceder rápidamente, de acuerdo con sus propios procedimientos necesarios para permitir la renegociación del TLCAN para el beneficio de los tres países.

“El presidente Trump dijo, ‘es un privilegio actualizar el TLCAN vía la renegociación. Es un honor tratar tanto con el presidente Peña Nieto como con el Primer Ministro Trudeau y creo que el resultado final hará a los tres países mejores y más fuertes’”.

Por la noche, Los Pinos divulgó un comunicado con un texto en concordancia con el mensaje que la Casa Blanca difundió.

El peso, expuesto durante la noche a la operación de los mercados asiáticos, tuvo una reacción de fortalecimiento inmediata.

El tipo de cambio frente al dólar cayó a un ritmo de medio centavo por minuto hasta que el valor de la moneda extranjera se situó en 18.95 pesos a las 22:30 horas, tiempo local.

La Casa Blanca enfrenta filtraciones desde el inicio de la administración Trump, lo que evidencia a juicio de analistas políticos la posible discordancia entre equipos de la presidencia estadounidense.

Los más influyentes colaboradores de Trump se han envuelto en el debate de cómo proceder agresivamente en la participación de Estados Unidos en el TLCAN.

Con algunos asesores de línea dura sugiriendo con amenazas de abandono del tratado a partir de esta semana y otros abogando por un acercamiento más mesurado para reabrir negociaciones con México y Canadá.

Algunos de los consejeros de Trump pretendían una jugada dramática antes de que la administración cumpla 100 días este sábado, para cumplir con una promesa de campaña, mientras que otros se inclinaban por establecer un firme punto de partida para la renegociación, y luego regresar al punto en otro momento, de acuerdo con fuentes de la Casa Blanca que hablaron a condición de anonimato.

Brad Near, de Tecma Group, una proveedora de manufactureras de Estados Unidos, recordó la dura forma de negociar de Trump.
“Una de sus estrategias es apuntar muy alto, pero llegar a un acuerdo en un punto medio”, dijo Near.

*Con información de Bloomberg y Valente Villamil