Economía

Tramitan la devolución de sus impuestos… y los fiscalizan

Cada vez más empresas y personas físicas que solicitan la devolución de impuestos son requeridas por el SAT para aclarar información o se les pide documentación que no se relaciona con la actividad objeto de la devolución, advirtieron especialistas.
Dainzú Patiño
12 julio 2016 21:59 Última actualización 13 julio 2016 8:17
sat

Contribuyentes han hallado más obstáculos para tramitar la devolución de sus impuestos. (Eladio Ortiz/Archivo)

Norma Hidalgo es una de los cientos de personas físicas cuyas contraseñas fueron robadas -junto con parte de su saldo a favor- al presentar la Declaración anual de 2014 y tras iniciar un trámite de devolución con el apoyo de la Procuraduría de la Defensa del Contribuyente (Prodecon) por el monto hurtado, ha tenido que atender múltiples investigaciones, trámites y requerimientos del fisco.

Entre requisiciones de información para comprobar pagos con tarjeta de las Declaraciones anuales de 2014 y 2015 y opiniones de cumplimiento de obligaciones “negativas” de ejercicios anteriores aduciendo a un doble patrón en 2003, ha pasado cuatro meses contestando al fisco y comprobando que no debía presentar declaraciones anuales en los últimos cinco años. En tanto, el trámite inicial fue desistido.

Especialistas de Deloitte y KPMG coincidieron en que cada vez más empresas y personas físicas que solicitan la devolución de impuestos son requeridas por el Servicios de Administración Tributaria (SAT) para aclarar información o se les pide documentación que no se relaciona con la actividad objeto de la devolución.

“Son constantes los señalamientos de contribuyentes, organismos y cámaras empresariales sobre los obstáculos para obtener hoy en día la devolución de contribuciones”, expuso Gonzalo Mani de Ita, socio de Impuestos y Servicios Legales de Deloitte.

La tendencia al alza de las devoluciones de IVA e ISR se estancó en el último año

Por ejemplo, si una persona moral o empresa está solicitando IVA de tres meses por una serie de operaciones, pueden llegarle requisiciones (para aclarar) hasta 30 puntos, enfatizó. “Es mucha información y documentación que no está necesariamente relacionada con el origen del saldo, quizá con actividades que el contribuyente realiza de manera esporádica, pero que no dan lugar al IVA”.

Apuntó que las grandes solicitudes de información se envían otorgando plazos de seis días, lo cual presiona al contribuyente y puede llevarlo a no hacerlo correctamente, a no tener todos los documentos a la mano o a integrar las requisiciones de manera incompleta. En consecuencia, la respuesta no satisface al fisco y entiende al contribuyente como desistido.

“Es una situación tan reiterada que pareciera una práctica del SAT; hay un número importante de devoluciones que están en revisión, por segunda vez”, agregó el socio de Deloitte.

Dijo que el IVA por ejemplo es un impuesto que alguien causó y trasladó, “lo pagaste, por lo que la devolución debería ser más rápida, pero no ocurre, hay casos de meses y hasta más de un año y se afecta el flujo de efectivo de las empresas”.

Ante la solicitud exhaustiva de información y la presión del fisco hay contribuyentes que optan por renunciar a su derecho de recibir la devolución de impuestos. “Me pidieron tantas cosas, que mejor decidí dejar ir ese dinero, era más lo que le iba a pagar al contador y las horas empleadas en el proceso”, comentó un dentista.

7.9% real
Decrecieron las devoluciones totales en el primer trimestre del presente año, respecto al mismo periodo de 2015.

El SAT establece parámetros para regresar las devoluciones automáticas, por ejemplo en saldos a favor menores a 50 mil pesos.
Víctor Pérez, socio de Impuestos en KPMG explicó que si el contribuyente presenta constancia de retenciones, sin meter deducciones y hay saldo a favor, lo único que hay que revisar es que la retención sea correcta y que la declaración esté bien llenada.

Sin embargo, apuntó que si se tuvieron deducciones personales, como el pago de servicios médicos o hipotecas, el SAT corrobora si efectivamente se pagaron los honorarios con medios electrónicos bancarios, pues si se pagaron en efectivo no son válidas.

En el caso de las empresas, añadió Mani de Ita, de Deloitte, que es habitual que el SAT, ante la petición de una devolución, inicie una visita domiciliaria (auditoría) con lo que se extiende de 40 a 90 días el plazo original para el trámite.

Por su parte, Francisco Ceballos, subprocurador de los Derechos de los Contribuyentes de la Prodecon señaló en entrevista que las solicitudes de devolución sólo pueden derivar en requerimientos relacionados con el impuesto a devolver y con el lapso de tiempo relacionado con la solicitud.

4 mil 424.2 mdp
Menos se pagaron en devoluciones del primer cuarto de 2015 al primero de 2016; 2 mil 542.4 millones de pesos fueron por IVA.

Añadió que para personas físicas, el plazo de cinco días que garantiza el SAT para devolver los impuestos puede llegarse a extender hasta 180 días, en caso que el fisco encuentre irregularidades durante el ejercicio para el que se solicita la devolución.

De acuerdo con la Prodecon, de cada 100 quejas que se atienden, 30 tienen que ver con atrasos en la devolución de impuestos. El organismo informó que el atraso en devoluciones lidera el concepto de quejas por parte de contribuyentes.

La Prodecon señala que una solicitud de devolución sólo puede derivar en requerimientos relacionados con el impuesto a devolver y con el tiempo relacionado con tal solicitud.