Economía

Sindicato de VW confía que estabilidad laboral atraiga nuevo proyectos

Tras lograr el acuerdo que evitó una huelga, el Sindicato Independiente de Trabajadores de la Industria Armadora Volkswagen confía en que la estabilidad laboral permita la generación de nuevos proyectos para la planta de Puebla.
Tonatihu Avelino/Corresponsal
18 agosto 2014 16:11 Última actualización 18 agosto 2014 16:52
Sindicato de VW

El Sindicato Independiente de Trabajadores de la Industria Armadora Volkswagen (Sitiavw) confía en que la estabilidad laboral permita la generación de nuevos proyectos en la planta de Puebla. (Tonatihu Avelino)

PUEBLA.- Con el acuerdo de incremento global de 5.27 por ciento que evitó un conflicto de huelga, el Sindicato Independiente de Trabajadores de la Industria Armadora Volkswagen (Sitiavw) confía en que la estabilidad laboral mostrada a la empresa, permita la generación de nuevos proyectos para la planta de Puebla.

El Secretario General del Sitiavw, José Antonio Flores Trejo, reconoció que las negociaciones con los representantes de la armadora alemana se tornaron un poco complicadas, aunque finalmente se consiguió un acuerdo satisfactorio para ambas partes.

“Estamos enviando señales de que estamos listos para seguir peleando por nuevos proyectos, para que el Grupo Volkswagen siga invirtiendo en nuestra planta de México. Cuando hacen la asignación de los nuevos productos, ellos direccionan estos nuevos proyectos a empresas donde tienen garantías de paz social, de estabilidad laboral”, explicó en conferencia de prensa para detallar los acuerdos conseguidos con la firma alemana.

Indicó que en este momento los esfuerzos de la armadora de autos en Puebla están enfocados en la producción del modelo Golf A7, por lo que consideran que su producción permitirá garantizar la estabilidad laboral a mediano y largo plazo.

Flores Trejo defendió el porcentaje de incremento obtenido, ya que en 2013 el sindicato también aceptó un incremento de 5 por ciento para evitar un conflicto. Abundó que el acuerdo es superior a la inflación nacional, que se encuentra en 4.07 por ciento.

Dentro de los acuerdos establecidos con el consorcio alemán, el sindicato aceptó realizar una prueba piloto con duración de dos años (2015 y 2016) de la modalidad de trabajo en jornadas largas. La medida consistirá en que cada trabajador laborará durante todo el año una hora adicional a la semana, a fin de acumular 5 días anuales que podrían ser utilizados por la empresa para descansos colectivos en caso de que la producción lo requiera.

El líder sindical rechazó que esta medida sea una prueba del banco de tiempo, que la firma ha intentado implementar en cada revisión contractual y que éste año también fue rechazada por los trabajadores.

NO SE GARANTIZA PERMANENCIA DE EVENTUALES

Flores Trejo reconoció que con los acuerdos tomados con la empresa no se puede garantizar la permanencia de los mil 500 trabajadores eventuales que actualmente laboral en la armadora de Puebla, y cuyos contratos comenzarán a vencer a partir de octubre de este año.

“Con la crisis económica que atraviesa nuestro país, es muy complicado poder garantizar puestos de trabajo para nuestros compañeros eventuales por las contracciones que hay dentro del mercado automotriz y la situación que atraviesa Estados Unidos, que es nuestro principal cliente”, argumentó.

No obstante, destacó el acuerdo conseguido para que la empresa otorgue 180 retiros voluntarios, lo que permitirá que a partir de enero de 2015 se abran el mismo número de bases para aquellos trabajadores eventuales que acumulen el mayor número de horas laboradas.