Economía

Seguro de desempleo, el 'arma' para reducir la informalidad

OCDE afirmó que casi seis de cada diez trabajadores están empleados de manera informal en México, y que la incidencia puede seguir, por lo que hace falta que el gobierno ofrezca soluciones.
Jassiel Valdelamar
13 junio 2017 23:56 Última actualización 14 junio 2017 5:5
Desempleo

Solicitudes de desempleo

La Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE) reconoció que la incidencia del trabajo informal en México es ahora más baja que al comienzo de la crisis de 2007, pero dijo que aún es muy elevada, por lo que se debe introducir un seguro de desempleo.

De acuerdo con su informe ‘Perspectivas del Empleo 2017’, actualmente casi seis de cada diez trabajadores están empleados de manera informal en México, y la gran mayoría de estos trabajadores no están cubiertos por la seguridad social.

La incidencia del trabajo informal aumentó inicialmente a raíz de la crisis financiera mundial, reflejando su papel como red de seguridad social para los que perdieron el empleo en el sector formal.

“Para evitar que aquellos que pierden su empleo en el sector formal caigan en la informalidad, debe introducirse un sistema de seguro de desempleo”, indicó en su informe.

En cuanto al empleo en México como proporción de la población de 15 a 74 años de edad, la OCDE indicó que está por debajo de su valor anterior a la crisis en 2007 y por debajo del promedio de los 35 países del grupo.

alabaja14


MERCADO SEGUIRÁ DÉBIL

Las proyecciones del organismo indican que el empleo en México se mantendrá débil hasta finales de 2018. Dijo que la escasa inclusión en el mercado de trabajo también está relacionada en gran medida con la “omnipresente” informalidad laboral, por lo tanto se deben promover medidas para reducir la pobreza, promover la igualdad de género y fomentar la integración de grupos desfavorecidos.

“Para promover el trabajo formal se debe aumentar la conciencia de los subsidios en el trabajo para los trabajadores formales, mientras que la aplicación de la legislación laboral debe mejorarse centrándose en las grandes empresas formales que emplean a los trabajadores informales”, indicó.

La OCDE reveló algunas debilidades del mercado laboral mexicano, entre las que destaca una productividad insuficiente para lograr mejores condiciones de vida para las familias.

Además, resalta que el mercado laboral presenta una puntuación baja en comparación de otros países en términos de calidad de los ingresos, así como en diferentes medidas de inclusión relacionadas con la desigualdad de ingresos, la igualdad de género.

Indicó que los avances tecnológicos y la globalización están modificando los mercados laborales, polarizándolos y creando un efecto de desindustrialización.

“La tecnología muestra la asociación más fuerte tanto con la polarización como con la desindustrialización. El papel de la globalización es menos obvio, pero hay ciertos indicios de que el comercio internacional ha contribuido a la desindustrialización”, indicó en su estudio.