Economía

SAT da de baja a empleados de hacienda por delito de perdones fiscales en Sonora

El secretario de Hacienda de Sonora, Raúl Navarro Gallegos, dijo que la dependencia a su cargo presentó un juicio de lesividad en contra de los contribuyentes que, en complicidad con el ex gobernador de Sonora, defraudaron al fisco federal.
Brisa Retano / corrsponsal
17 diciembre 2015 12:49 Última actualización 17 diciembre 2015 13:0
Etiquetas
Funcionarios del gobierno de Guillermo Padrés en Sonora están bajo investigación por generar un perjuicio económico al fisco. (Cuartoscuro)

Funcionarios del gobierno de Guillermo Padrés en Sonora están bajo investigación por generar un perjuicio económico al fisco. (Cuartoscuro)

HERMOSILLO, Sonora.- Los empleados de la Secretaría de Hacienda de Sonora presuntamente implicados en los delitos de “perdones fiscales” y denunciados por el Servicio de Administración Tributaria, ya fueron todos dados de baja del servicio público, declaró el titular de esa dependencia en la entidad Raúl Navarro Gallegos.

El funcionario dijo que la dependencia a su cargo presentó un juicio de lesividad en contra de los contribuyentes que, en complicidad con el ex gobernador de Sonora, defraudaron al fisco federal, en un esquema desarrollado durante la administración de Guillermo Padrés en el que se realizaban auditorias pero siempre beneficiando a empresas propiedad de amigos del ex gobernador.

"A todos los señalados los dimos de baja, algunos ya no estaban cuando llegamos, desde luego que ya no están, es una denuncia que presentamos también por parte del gobierno del Estado y lógicamente, los nombres, por los procedimientos que se siguen, no se revelan, pero están señalados ante la Contraloría, ante la Fiscalía Anticorrupción y ante la Procuraduría General de la República, declaró.


Navarro Gallegos explicó que los ex funcionarios dados de baja y denunciados por PGR, ocupaban desde el puesto de auditor hasta cargos directivos dentro de la tesorería.

"Estos exfuncionarios realizaron auditorías a modo, con inconsistencias en los procedimientos como no llevar a cabo la compulsa para la comprobación de que las deducciones estén con apego a la legalidad", agregó.

A los funcionarios implicados se les acusa de haber favorecido a 574 contribuyentes, entre empresarios y colaboradores cercanos a Guillermo Padrés, con exoneración de impuestos por mil 704 millones de pesos, a través de 198 auditorías amañadas, según informó en su momento Aristóteles Núñez Sánchez, jefe del SAT, en una situación que incluso causó daño patrimonial al gobierno de Sonora, pues esa dependencia del gobierno federal suspendió temporalmente el acuerdo de colaboración en materia de recaudación fiscal.

Ayer trascendió que el SAT ya presentó denuncias contra 9 de esos ex funcionarios.