Economía

Reino Unido busca con México relación profunda

El Reino Unido quiere una relación con México que sobrepase el intercambio de mercancías, busca nuevos socios en otras latitudes y encontró que México encaja muy bien con su visión sobre el mundo y su política; explicó Liam Fox, ministro de Comercio Internacional.
Leticia Hernández
27 julio 2017 9:32 Última actualización 31 julio 2017 5:5
UE

DFDD

El Reino Unido ha invertido en México 10 mil 569 millones de dólares entre 1999 y 2017, lo que equivale al 2.2 por ciento del total de recursos que ha recibió el país en ese periodo.

En pleno proceso del Brexit, el Reino Unido busca nuevos socios en otras latitudes y encontró que México encaja muy bien con su visión sobre el mundo y su política de apertura comercial, señaló en entrevista.

El Reino Unido quiere una relación con México que sobrepase el intercambio de mercancías, que sea profunda, de largo plazo y para que juntos defiendan la globalización con sus beneficios como la prosperidad, expuso Liam Fox, ministro de Comercio Internacional.
En su visita a México, el funcionario británico comentó que están discutiendo con las autoridades del país el tipo de acuerdo o sociedad que pueda dar continuidad a la relación que ya existe. “No sólo queremos tener una relación comercial, buscamos una relación más profunda, de más largo plazo y estratégica y el argumento principal es que ambos países creemos que el comercio es una de las mejores formas de crear prosperidad, esa prosperidad eleva la condición social y eso ayuda a tener estabilidad política”, subrayó.

"Identificó oportunidades de inversión y para exportar hacia el mercado azteca en sectores de petróleo y energía, y también en servicios, servicios financieros, educación, industria de alimentos y bebidas y cuidado de la salud.

Del otro lado de la moneda, las empresas mexicanas pueden aprovechar la posición financiera de Londres para levantar capital o utilizar la experiencia en el sector asegurador; en el terreno de la educación, Fox destacó que conforme el mundo se mueve hacia la economía del conocimiento se incrementan las habilidades necesarias y “el Reino Unido tiene grandes ventajas y vemos un gran potencial para colaborar con México”, aseguró.

En ese rango de oportunidades, el ministro británico reconoció que la continuidad del TLCAN sería una ventaja, una vez que el acuerdo ha sido motor para elevar el comercio intra regional y expuso que así como el Reino Unido está buscando fortalecer su relación con la Unión Europea y también busca nuevas relaciones hacia afuera, México está haciendo lo mismo.

Seguridad y sistema legal son retos

Al decidir establecer una relación más profunda con México, los británicos saben que el mayor reto es la seguridad e independencia del sistema legal.

“No es un problema determinante, pero sí es un problema para la confianza de los inversionistas y el Reino Unido puede ayudar a México con esa situación y convertirlo en un ganar-ganar para ambos para crear un ambiente de negocios más estable”, señaló Liam Fox.

Sobre el resultado de la próxima elección presidencial en México dijo que es importante para su nación, donde lo mejor sería que el país permaneciera orientado hacia el libre comercio, con su política expansionista y haya continuidad en lo que ha mostrado.

“El desempeño económico crece a pesar de la desaceleración global, la desregulación y liberalización de la economía, con todo esto, el país tuvo un trance muy positivo y los inversionistas internacionales lo notaron, así que nos gustaría ver que esto continúa, que México siga en esa dirección”, puntualizó el ministro.

Oportunidades en ambos sentidos

Las oportunidades que ambos países ofrecen ya han sido detectadas por empresas de cada nación, "pero hay más que hacer. El nivel de comercio entre dos grandes economías puede y debe ser mucho mayor”, dijo Liam Fox.

Empresas como HSBC, el mayor inversionista del Reino Unido en México; Petrofac y Premier Oil son ya antiguos participantes en el sector energético y ahora BP se ha convertido en la primera compañía petrolera extranjera en abrir gasolineras en México, y Shell seguirá el próximo mes.

También destacan vínculos de colaboración en materia científica como hace un año en el desarrollo de la vacuna contra Chikungunya, una enfermedad tropical propagada por mosquitos.

De la misma manera, el Reino Unido quiere una relación lo más cercana posible con sus vecinos europeos, para proporcionar a sus socios comerciales de este lado del Atlántico una plataforma estable que les permita seguir utilizando a Gran Bretaña como punto de acceso a Europa, además de otras perspectivas que ofrece como la quinta economía más grande del mundo.

“Hay mercado para el petróleo y gas, turismo, productos manufacturados y alimentos y bebidas y la estructura de economía tiene el potencial de complementar los intereses de México”, agregó. 

Las áreas de complementariedad se observan en industrias como el transporte, manufactura, educación, cuidado de la salud y servicios financieros a través de financiamiento, seguros o servicios empresariales, o en el desarrollo de un mercado de bonos verdes y certificados de energía limpias.

Firmas mexicanas como Cemex, Mexichem, Bimbo, Gruma, Kidzania, Monex y José Cuervo, figuran entre el grupo que ya busca aprovechar todo lo que el Reino Unido tiene para ofrecer.

: