Economía

Se desacelera sector servicios, el principal motor económico

La actividad de la economía del país se contrajo 1.2% en abril, respecto a marzo, impactada por la caída en el sector industrial y de servicios, de acuerdo con cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía.
Jassiel Valdelamar
23 junio 2016 8:45 Última actualización 24 junio 2016 5:5
industria en México

La actividad industrial acentuó su tendencia a la baja, con un descenso de 0.7 por ciento. (Bloomberg)

El sector servicios, principal motor de la economía mexicana, registró una fuerte desaceleración en abril, como resultado principalmente de un menor dinamismo en los transportes, servicios financieros, así como en el turismo.

De acuerdo con los datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), el sector servicios creció dos por ciento anual en el cuarto, en las cifras ajustadas por estacionalidad, su menor tasa desde septiembre de 2014.

“Cabe notar que en el sector de servicios nos sorprendió la debilidad mostrada por el subsector de alojamiento temporal y de preparación de alimentos y bebidas. Nos sorprende debido, sobre todo, al efecto positivo que ha tenido la depreciación del peso sobre el turismo receptivo”, dijeron los economistas del grupo financiero Banamex.


TURISMO A LA BAJA
El servicio de transporte, correo y almacenamiento registró un variación positiva de 4.8 por ciento anual, sin embargo este fue el crecimiento más bajo desde mayo del año pasado. En la misma línea, los servicios de alojamiento temporal y elaboración de alimentos y bebidas mostraron un incremento de sólo 0.8 por ciento anual, siendo esta la menor tasa de crecimiento desde noviembre de 2013.

En tanto, la actividad industrial reportó una caída de 0.9 por ciento anual, el primer retroceso desde noviembre de 2013. Esta disminución fue resultado de una contracción de 3.5 por ciento en la minería y de 0.1 por ciento en la construcción.

Con estos datos resultó que el Indicador Global de la Actividad Económica (IGAE) creció apenas 0.7 por ciento anual, el menor avance en dos años y medio, luego marcar un repunte de 2.9 por ciento en el mes previo.

Sin embargo, en la variación mensual este indicador se contrajo 1.2 por ciento en abril, respecto al mes previo, con lo que reportó su mayor descenso desde principios de 2009.

El resultado fue principalmente por la caída en el sector servicios, que en el cuarto mes reportó una variación negativa de 1.4 por ciento, según las cifras ajustadas por estacionalidad.

Al interior se pudo observar la tercera caída consecutiva en la actividad comercial, que en abril cayó 0.5 por ciento, mientras que los servicios turísticos se contrajeron 3.1 por ciento y los transportes 1 por ciento.

MAYOR CAÍDA EN LA INDUSTRIA
Por su parte, la actividad industrial acentuó su tendencia a la baja, con un descenso de 0.7 por ciento anual, con lo que sumó tres meses consecutivos con resultados negativos.

Alejandro Cervantes, subdirector de economía nacional en Banorte-Ixe, indicó que la caída del sector servicios fue un dato sumamente atípico y que no coincide con otras cifras económicas que se han publicado para el mismo mes, tales como el mayor dinamismo del mercado laboral formal, el incremento de las ventas minoristas de la ANTAD, el mayor dinamismo del crédito bancario al consumo e incluso con el aumento de las remesas que envían los mexicanos desde el exterior.

“Consideramos que sólo es ruido estadístico y que podría corregirse en el reporte del mes de mayo”, aseguró Cervantes.

Con cifras originales, durante abril el IGAE reportó un crecimiento de tres por ciento anual, ubicándose por encima del 2.2 por ciento esperado por los analistas, y mayor al 1.2 por ciento anual de alza del mes anterior.

Sin embargo, parte del crecimiento de abril estuvo explicado simplemente por el efecto calendario de la Semana Santa, ya que dicho efecto agregó días laborales a la comparación anual.

Además se generó por un notable repunte en la actividad industrial, apoyada a su vez por reactivaciones en la industria de la construcción y en las manufacturas, así como por un fortalecimiento del sector servicios auspiciado por la rama de comercio y la rama de transportes.

La actividad económica del país se frenó en abril, principalmente por un menor impuslo del sector servicios, el cual ha sido el principal motor de crecimiento.
: