Economía

Poco factibles,
los estimados de Hacienda para el PIB

Analistas económicos redujeron su expectativa tras conocer el dato de 2013, por lo que señalan que las cifras de crecimiento para este y el próximo año, no son alcanzables.
Tlaloc Puga
23 febrero 2014 22:33 Última actualización 24 febrero 2014 6:57
[La Oferta Pública Inicial de Actinver es de 13.95 pesos por acción. / Tomada de Actinver.com]  

Actinver también recortó sus proyecciones.( (Actinver.com)

CIUDAD DE MÉXICO.- Las expectativas de crecimiento de la Secretaría de Hacienda tanto para 2014 como para 2015 no son alcanzables, de acuerdo con especialistas, quienes tras conocer el reporte de crecimiento económico de 2013, ajustaron a la baja sus previsiones de este año.

El Producto Interno Bruto (PIB) del país creció el año pasado 1.1 por ciento anual, incumpliendo la proyección de la Secretaría de Hacienda, de 1.3 por ciento.

Después de conocer el dato, Barclays redujo la proyección de crecimiento para este año, de 3.7 a 3 por ciento. Para el economista en jefe de la institución, Marco Oviedo, la confianza de los consumidores mexicanos podría tardar más tiempo en recuperarse.

Por su parte, Actinver recortó su proyección para este año, de 3.8 a 3.2 por ciento.

Luis Adrián Muñiz, subdirector de análisis económico de Casa de Bolsa Vector, no descartó la posibilidad de que haya cierta corrección a la baja en las diversas estimaciones de crecimiento económico de 2014, principalmente la anunciada por Hacienda.

Estimó que la corrección podría ser de medio punto porcentual y mantuvo su expectativa de crecimiento económico para este año de 2.4 por ciento, uno de los pronósticos más pesimistas de entre los participantes del mercado.

“Cerró mal el año, debido en gran medida a la demanda externa. El menor crecimiento del último trimestre estuvo muy focalizado a diciembre”, expuso el economista principal de BBVA Bancomer, Arnoldo López.

NUEVA DESACELERACIÓN

Después de que la economía mexicana había mostrado una mejoría en el tercer trimestre del año pasado, se volvió a desacelerar en el cuarto trimestre, dijo Carlos Capistrán, economista en jefe de BofA, quien espera que la economía inicie este año relativamente débil, en buena medida por los mayores impuestos y el mal clima en Estados Unidos, que ha afectado a las exportaciones mexicanas.

Por su parte, Mario Correa, economista en jefe de Scotiabank, coincidió en que la economía comenzará lenta este año y señaló que los principales riesgos para el crecimiento están en el exterior.

BofA, Deutsche Bank, Scotiabank y HSBC no comparten la expectativa de Hacienda para 2015, de 4.7 por ciento, contemplando el impacto de las reformas estructurales.

“Yo no compartiría tanto el optimismo de Hacienda para 2015”, expresó Sergio Martín, economista en jefe de HSBC México.