Economía

Peso mexicano suma
más seguidores a nivel mundial

Aunque el peso ha recibido un castigo injusto porque ha sido usado por inversores como cobertura contra el riesgo de otros mercados emergentes, otros como Michael Hasenstab, se han sumado a aquellos que impulsan los activos del país.
Bloomberg
12 octubre 2015 23:0 Última actualización 13 octubre 2015 5:5
Etiquetas
peso mexicano

El peso ha declinado 21 por ciento desde fines de 2013 y alcanzó un bajo nivel récord en agosto. (Bloomberg)

Al apostar al peso mexicano, Michael Hasenstab, de Franklin Templeton, se suma a grandes inversores como Bill Gross y Laurence D. Fink, que han impulsado los activos del país. También podría estar destinado a una decepción.

El peso ha sido en buena medida un negocio deficitario desde la histórica reforma energética que se aprobó en el país hace dos años, que comprendió el fin de un monopolio de siete décadas y provocó una ola de optimismo entre los inversores.

La moneda ha declinado 21 por ciento desde fines de 2013 y alcanzó un bajo nivel récord en agosto, conforme la caída de los precios del petróleo frustra el optimismo en que las reformas atraerán inversión extranjera en la segunda mayor economía de América Latina.


Por otra parte, el panorama del peso no mejora en tanto las perspectivas de tasas de interés más altas en los Estados Unidos amenazan con profundizar una liquidación de las monedas de mercados emergentes. La moneda mexicana caerá 3 por ciento para el primer trimestre de 2016, según pronosticadores en una encuesta de Bloomberg.

De todos modos, Hasenstab, un administrador de dinero que gestiona 140 mil millones de dólares en activos en Franklin Templeton, dijo el 6 de octubre que compra pesos en el marco de lo que llama una oportunidad en varias décadas “de comprar activos muy baratos”.

‘EXCELENTE OPORTUNIDAD’
El peso ha recibido un castigo injusto porque los inversores lo usan como cobertura contra el riesgo de otros mercados emergentes, dijo Hasenstab en una respuesta por correo electrónico. “Dado que las bases macroeconómicas no justifican esos niveles, consideramos que se trata de una excelente oportunidad de invertir en el peso a largo plazo”, dijo.

En los 20 años que lleva en Franklin Templeton, Hasenstab se ha hecho fama de hacer grandes apuestas a activos cuando están en declinación. Ganó miles de millones de dólares al comprar deuda irlandesa en julio de 2011, ocho meses después de que el país ingresara en un rescate internacional.

A fines de junio, el fondo había invertido alrededor de 9 por ciento de sus activos en México, la segunda mayor tenencia, según el sitio web de la compañía.

Sin embargo las apuestas de Hasenstab no siempre han rendido frutos. Invirtió en Ucrania antes de que el país entrara en impago como consecuencia de una guerra que devastó su economía.