Economía

Monedas de AL se hunden a su mínimo en 22 años

En un escenario de volatilidad liderado por una desaceleración económica china, monedas de países latinoamericanos como Brasil, Colombia, México y Venezuela se han desplomado y registran ya su mayor caída desde noviembre de 1992.
Bloomberg
24 agosto 2015 18:35 Última actualización 24 agosto 2015 19:28
peso colombia

El peso colombiano se hundió a su nivel más bajo desde 2008.(Bloomberg)

Las monedas latinoamericanas cayeron a un mínimo de 22 años y las existencias se unieron a una liquidación global en las especulaciones de que la contracción económica de la región va a ahondarse puesto que el crecimiento chino se ralentiza.

El Índice de Monedas Latinoamericanas de Bloomberg JP Morgan se hundió a su nivel más bajo desde al menos noviembre de 1992 mientras que el peso de Colombia tuvo su mayor caída desde 2008. El indicador MSCI para las acciones de la región cayó 4.1 por ciento, liderado por la minera brasileña Vale SA y la petrolera Petrobras.

Más de la mitad de las compañías del Ibovespa, que está en un mercado bajista, ha caído a mínimos de al menos un año durante la semana pasada. El peso mexicano se debilitó a nivel récord y las acciones del país están en la llamada corrección técnica tras caer más de 10 por ciento desde su máximo de septiembre.

“Es un baño de sangre; vemos ventas de pánico debido a los temores del crecimiento global y la incertidumbre sobre el próximo movimiento de la Fed”, dijo Bernard Berg, estratega de Societe Generale SA.

1
 

 

real brasil


Las acciones y las monedas de los países en desarrollo se han desplomado en medio de una derrota en los mercados globales, estimulado por la preocupación de que el crecimiento económico de China se está desacelerando más rápido de lo esperado, justo mientras la Reserva Federal se prepara para subir las tasas de interés.

Los escándalos de corrupción desde Brasil hasta México y un colapso de las materias primas también han contribuido a la ola de ventas en un momento en que América Latina ya tiene un pronóstico de contracción por primera vez desde 2009.

REAL BRASILEÑO
El Ivobespa cayó 3 por ciento a 44,336.47 al cierre de las operaciones en Sao Paulo, mientras que el fondo iShares MSCI Brazil Capped se hundió al nivel de hace una década. El real brasileño cayó 1.5 por ciento a 3.5526 por dólar. Los bonos de riesgo de Brasil, medidos por los swaps de incumplimiento crediticio, subieron a su nivel más alto en seis años. El peso colombiano retrocedió 4 por ciento a un nivel histórico de 3,237.38 por dólar.

Los comerciantes se están volviendo bajistas en América Latina puesto que Brasil, la economía más grande de la región, se dirige hacia su recesión más larga desde 1930, en medio de una crisis política y un escándalo de corrupción en su petrolera estatal. El aumento de los costos de los préstamos ha ralentizado las compras del consumidor, empujando los índices de aprobación de Dilma Rousseff a mínimos históricos y oscureciendo las perspectivas de regulación para las ganancias corporativas.

1
 

 

peso mexico


No es mucho mejor en cualquier otro punto del continente. La tasa de inflación más alta a nivel mundial ha dejado a Venezuela luchando con la escasez de alimentos y medicinas, mientras que Argentina está luchando con los acreedores de su deuda del año pasado, y México intenta reavivar su crecimiento. Chile y Perú, que figuran entre los mayores productores de cobre y zinc, han visto caer los ingresos de sus exportaciones con la caída de los precios para los metales.

Patrones comerciales que miden la velocidad del movimiento de los precios indican que las monedas de México, Chile y Colombia están sobrevendidas, de acuerdo a datos compilados basados en índices de relativa resistencia.

El peso colombiano tuvo la mayor caída entre las 31 principales divisas mundiales. El Gobernador del Banco Central del país, José Darío Uribe, dijo en una entrevista que la nación ha recibido un fuerte choque por el precio del petróleo, el cual representa la mitad de sus exportaciones. El índice Colcap se desplomó al nivel más bajo desde 2009 mientras que Aval Acciones y Valores SA, el mayor grupo bancario del país, se hundió.

Fomento Económico Mexicano SAB, el dueño de la cadena de tiendas de conveniencia más grande de Latinoamérica, ayudó a estimular la caída de cinco días en el Índice de Precios y Cotizaciones. El peso de México cayó por cuarto día, debilitado más allá de los 17 pesos por primera vez desde su revaluación en 1993.

Los vaivenes con el real brasileño fueron los más grandes entre las 16 principales divisas a nivel mundial en el último mes. Mientras que el gobierno trabaja en su propia estabilidad macroeconómica, aún no hay nada que decir acerca de cualquier posible acción coordinada con otros mercados emergentes para reducir la volatilidad, comentó el ministro de Planificación, Nelson Barbosa.