Economía

México gastó 221 mil mdp en 2014 para contener violencia

Para contener la violencia, México gastó durante 2014 221 mil millones de dólares, monto equivalente al 10 por ciento del
PIB nacional de ese mismo año, reveló el índice del Instituto de Economía y Paz, en el que el país quedó en el puesto 144 de 162 naciones consideradas.
Daniel Villegas
18 junio 2015 0:28 Última actualización 18 junio 2015 5:5
Violencia

México destinó en 2014 el equivalente al 10 por ciento de su PIB para combatir la violencia. (Cuartoscuro)

CIUDAD DE MÉXICO.- En 2014 la contención de la violencia le costó a México 221 mil millones de dólares, informó el Instituto de Economía y Paz, lo que lo ubica en el lugar número seis de entre los 162 países que incurrieron en más gasto.

El índice que destaca los beneficios económicos que emanan de una sociedad pacífica, encontró que el país que más gasta en contener la violencia fue Estados Unidos, con 2 billones de dólares.

Los resultados arrojados indican que a México le costó la contención del crimen un 10 por ciento del Producto Interno Bruto del 2014 o mil 810 dólares por persona.

El índice es realizado por el Instituto de Economía y Paz que contempla a 162 países según 23 indicadores que miden la ausencia de violencia o el miedo a ella.


El índice que mide el nivel de seguridad y protección de una sociedad, el número de conflictos internacionales y domésticos, y el grado de militarización, colocó a México en el lugar número 144 de las 162 naciones consideradas en el Índice General.

De esta forma México calificó como el segundo país más violento de toda América, sólo superado por Colombia, de acuerdo con el reporte. A lo largo de la región también Colombia, Venezuela y Estados Unidos se ubicaron en las posiciones 146, 142 y 94 respectivamente, mientras que Argentina y Canadá lograron el lugar 60 y 7.

Los países más pacíficos fueron Islandia, Dinamarca y Austria; los más violentos son Siria, Iraq y Afganistán.

El Instituto indicó que el mundo se está dividiendo entre países que están disfrutando de paz y prosperidad sin precedentes, y naciones que sucumben a la violencia y el conflicto.