Economía

La mitad de los nuevos pobres está en Edomex

Entre 2012 y 2014, dos millones de personas en México cayeron en pobreza, reveló la Medición de la Pobreza presentada por el Coneval, la cual precisó que el Estado de México aportó casi la mitad, con 941 mil 100 nuevos pobres en esos dos años.
Zenyazen Flores/Dainzú Patiño
24 julio 2015 0:6 Última actualización 24 julio 2015 5:5
Chimalhuacán

La mitad de los nuevos pobres generados entre 2012 y 2014 viven en el Estado de México, de acuerdo con la Medición de la Pobreza 2014 del Coneval. (Cuartoscuro)

CIUDAD DE MÉXICO.- Dos mil 740 mexicanos por día cayeron en pobreza entre 2012 y 2014, la mitad de ellos en el Estado de México, ya que cada día mil 289 mexiquenses se sumaron a la pobreza, reveló la Medición de la Pobreza 2014 que difundió el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval).

La pobreza en el país aumentó en dos millones de personas entre 2012 y 2014, pasó de 53.3 millones a 55.3 millones de personas, y la pobreza extrema bajó de 11.5 millones a 11.4 millones de personas.

En términos relativos, la pobreza aumentó de 45.5 por ciento de la población en 2012 a 46.2 por ciento en 2014; en tanto, el porcentaje de pobres extremos se redujo de 9.8 a 9.5 por ciento en ese periodo.

Gonzalo Hernández Licona, secretario ejecutivo del Coneval, señaló que aunque el número de carencias promedio se redujo de 2.4 a 2.3 para la población en pobreza y de 3.7 a 3.6 para los pobres extremos, no fue suficiente para hacer contrapeso a la pérdida de los ingresos de los hogares que en el periodo de referencia cayeron 3.5 por ciento en términos reales, de acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).


“Esa parte del nexo entre política social y política económica en la población más pobre es un reto importante que hay que hacer notar (...) si no hay este nexo difícilmente podrá revertirse la tendencia”, dijo en conferencia de prensa para presentar los resultados de pobreza.

John Scott, investigador del Centro de Investigación y Docencia Económicas, consideró que las reformas estructurales podrían ayudar a reducir la pobreza, pero, se dará a mediano y largo plazos. Añadió que está pendiente una reforma al campo que puede contribuir a la mejora del ingreso en ese ámbito.

El crecimiento económico no ha sido suficiente ni los recursos de los programas sociales se han usado eficientemente, expuso Valeria Moy, analista de México ¿cómo vamos?. Consideró una muy mala noticia el aumento de la pobreza en 2 millones de personas en dos años, cifra que contrasta con la reducción de la pobreza extrema de 86 mil personas.

En términos absolutos, el Estado de México agregó a 941 mil 100 personas a la pobreza para totalizar 8 millones 269 mil 900 pobres. Siguió Veracruz con 492 mil 480 más para sumar 4 millones 634 mil 200 personas y Chiapas con 178 mil 700 personas más para alcanzar 3 millones 961 mil de pobres.

Héctor Rubio, coordinador de Programas de Gestión Social, señaló que el creciente número de personas en pobreza en el Estado de México tiene relación con la densidad poblacional de esta entidad.
“Otro factor se relacionaría con la política social del estado, pero en términos generales, en todos los estados la pobreza se relaciona con el bajo nivel de ingresos”, indicó.

PAÍS CONTRASTANTE
En México, no es necesario recorrer largas distancias para ver la diferencia económica en su población.

María Juliana tiene 68 años, vive y es originaria de Amanalco, Estado de México. Va y viene al DF a pedir apoyo económico a transeúntes. En cinco u ocho días junta 200 pesos y regresa a casa. “Aunque sea muy humilde, pero ahí está. Es de adobe, de teja, el piso de tierra, con que esté la casita, pues ya”. Tiene de oficio artesana, no tiene pensión o apoyo de ningún programa social.

A pocos metros está Gustavo, comerciante. Busca por cualquier medio hacerse de ingresos, que no son estables, unas veces menores a los 2 mil 542 pesos mensuales, otras veces más. “Pertenezco a la única clase que existe en el país, los pobres, ¿existe otra?

Poco más afortunado, Cristóbal es fotógrafo freelance de 25 años, con ingresos al mes superiores a los de la canasta básica urbana, pero sin prestaciones sociales. Se siente vulnerable frente alguna emergencia económica, como el pago de servicios médicos.

En una oficina corporativa, Jorge de 56 años, podría comprar 10 canastas básicas urbanas. Tiene todas las prestaciones sociales pero se siente vulnerable “nada me garantiza mantenerme en el trabajo en el que estoy”.

ingreso_pega_a_la_poblacion