Economía

Investa Bank, el banco mexicano que compra a dos instituciones globales

Con la compra de la filial mexicana de Deutsche Bank, en una operación valuada entre 150 y 200 millones de dólares, Investa Bank suma ya dos instituciones globales que adquiere; la primera fue RBS México.
Jeanette Leyva
26 octubre 2016 23:47 Última actualización 27 octubre 2016 4:55
Enrique Vilatela, director general de Investa Bank, en entrevista con El Financiero Bloomberg. (Braulio Tenorio)

Enrique Vilatela, director general de Investa Bank, en entrevista con El Financiero Bloomberg. (Braulio Tenorio)

En menos de tres años, los accionistas mexicanos de Investa Bank han dado el paso para adquirir dos bancos internacionales, primero RBS y ahora la filial mexicana del banco alemán Deutsche Bank.

Este miércoles fue anunciada la compra de la filial mexicana del banco alemán Deutsche Bank el cual tuvo un valor de entre 150 a 200 millones de dólares, misma que para concretarse debe tener el visto bueno de las diversas autoridades financieras y de competencia en México.

En entrevista con EL FINANCIERO, Enrique Vilatela, director general de Investa Bank, aseguró que con esta operación buscan consolidarse en el banco de las empresas mexicanas, porque se han dado cuenta de que el mercado funciona y hay apetito por crédito.

Además la visión a largo plazo del grupo de accionistas mexicanos, es continuar su proceso de crecimiento y para ello, una vez que se consolide la integración y operación de ambos bancos, no descartan el listarse en bolsa para obtener más recursos y mantener su ritmo de crecimiento.

Entrevistado en el marco del anuncio de la compra de la operación en México de Deutsche Bank, Vilatela consideró también que es muestra de la confianza que existe en México y del sistema bancario de nuestro país, ya que los socios del banco inyectarán alrededor de dos mil 500 millones de pesos para ampliar el capital.

Hace ya más de dos años que entraron al mundo bancario con la adquisición de la licencia de RBS y hoy adquieren Deutsche Bank, ¿Por qué tomaron esta decisión?

El banco nació desde el principio enfocado a atender a la Pequeña y Mediana empresa (Pyme) mexicana, de origen lo que hizo el grupo de socios fue comprar RBS porque estaba en venta. Fue la primera vez que un grupo de mexicanos compra un banco extranjero en México, pero la orientación del banco cambió porque RBS en México era muy chiquito, nunca tuvo una participación importante en el mercado, se enfocaban al gobierno mexicano, derivados, entre otros.

Cuando lo compramos nos enfocamos a la Pyme, completamente diferente a lo que hacía RBS.

En estos dos años y medio hemos venido creciendo, probando el modelo, creando el equipo humano, poniendo sistemas al día, nos sentimos tranquilos con las bases que se han sentado que nos permiten plantear un mejor futuro para crear y crecer.

Nos dimos cuenta que para crecer necesitamos capital y el capital que tenemos es muy cercano al capital mínimo que exige la regulación, eso nos dio para tener una cartera de aproximadamente dos mil 500 millones de pesos, atender a 170 empresas Pymes pero para atender y crecer más necesitamos más capital.

Hemos probado que el mercado funciona y hay una gran demanda de crédito de parte de las empresas medianas por tener productos financieros y servicios bancarios, en general este sector está muy pobremente atendido por la banca mexicana, cuando es un mercado muy receptivo y agradecido.

Y todo se da cuando estábamos planteando un crecimiento del capital que es cuando se nos presenta la oportunidad de comprar el Deutsche Bank, que además es un banco muy cercano a nosotros, porque siempre ha sido nuestro banco corresponsal, desde la fundación de Investa.

Cuando el Deutsche Bank empieza a tener problemas en Alemania y Estados Unidos y deciden vender activos y en especial la joya de la corona que es México, platicando con ellos y preocupados porque se iban, nos dijeron la relación seguirá desde Estados Unidos y nos ofrecieron que les compráramos la filial.

1
   

   

Deutsche Bank


¿Qué están comprando exactamente?

Primero pensábamos que no era una buena opción, pero al analizar la propuesta vimos que era alcanzable el monto de comprar el banco y la casa de bolsa, compramos todo.

En el caso del banco su principal negocio es el fiduciario y en la casa de bolsa la operación de valores extranjeros a través del Sistema Internacional de Cotizaciones (SIC).

Estamos comprando el negocio fiduciario que tenían que es el más sofisticado y eficiente, el más nuevo en México y con ello podremos hacer fideicomisos muy bien establecidos.

Nosotros por ejemplo, ya operábamos fideicomisos en otros bancos pero era difícil explicar lo que queríamos, pero como vedemos servicio y rapidez, tener un área fiduciaria dentro del banco hace sentido y más por la especialización que tienen.

En el caso de la casa de bolsa que participa en el SIC, debo reconocer en ese momento desconocíamos esa parte pero resulto algo muy interesante y atractivo porque ya representa el 30 por ciento de la Bolsa Mexicana de Valores y podemos con ello ofrecer servicios tanto instituciones mexicanas como extranjeras, colocación de acciones o valores a través de la bolsa, el Deutsche Bank ya lo tenía armado y estructurado y complementa nuestra oferta de servicios.

Nos quedamos con la operación, la casa de bolsa y el área fiduciaria, con la firma de la venta se inicia el proceso regulatorio que estimamos tardará máximo de seis meses, en el momento que se tenga la autorización se fusionarían a los dos bancos, Deutsche Bank formaría entonces parte de Investa Bank.

Estos dos factores con el aumento de capital da la posibilidad de posicionarnos como el banco que se dedica plenamente a dar atención inmediata a la empresa mediana mexicana que es lo que nos interesa.


Se pidió el aumento del capital por dos mil 500 millones de pesos ¿Se requirieron nuevos socios en el banco?

Los accionistas actuales del banco están haciendo una aportación adicional al capital que ya tenían en el banco, donde hay varios nuevos inversionistas mexicanos que están haciendo una aportación fuerte de capital, son empresarios que no han estado en bancos y son del sector industrial.

También se tienen pláticas avanzadas con fondos de inversión, para que complementen el aumento de capital.

Se requieren de varios inversionistas en donde están los actuales, nuevos socios mexicanos y estos fondos que operan en México pero tienen una base de capital extranjero esperamos se integren, pero tendrían una posición minoritaria porque el capital será mayoritariamente de empresarios y capital mexicano.

Se ve una situación económica de menor dinamismo, alta volatilidad, las reformas parece avanzan de forma más lenta, ¿Por qué hacer una operación de este tamaño, en este momento, qué ven en México y en el sistema bancario mexicano?

La razón por la que Deutsche Bank se sale de México no es porque tengan temor o quisieran irse, no querían salirse del país, lo hacen porque necesitan vender activos para capitalizar al banco en Alemania y enfrentar los problemas fuera del país, es una lástima que se salgan y están vendiendo lo mejor que tienen para darle el capital a su casa matriz.

Nosotros lo que vemos es que a pesar de lo que se dice y los temores, México sigue siendo el país de las grandes oportunidades, un país en crecimiento y con estabilidad. Crece más que otros países y en particular estamos convencidos de que el sector de la mediana empresa, crece de forma más rápido y fuerte que el resto de la economía mexicana.

Nosotros tenemos plena confianza en el país, en las medianas empresas porque seguirán creciendo muy fuerte y esta es nuestra gran oportunidad de acompañarlas en su crecimiento, inclusive para tiempos mejores, estamos haciendo una apuesta fuerte por México y por las empresas medianas mexicanas.

También porque sabemos que el sistema bancario mexicano es de los más sólidos del mundo y hay plena confianza de que se mantendrá la solidez del banco y confiamos plenamente de las autoridades.

Una vez que se autorice la integración, ¿Qué estrategia tienen diseñada para operar ya fusionados?

Quitando al Deutsche Bank hemos ya venido ampliado la calidad de nuestros productos y en mucho basado en gente con experiencia y en sistemas nuevos que se han venido adquiriendo, una ventaja de esta fusión es que casi no nos empatamos en nada, sino que nos complementamos.

En la parte de crédito y captación seguirá exactamente igual y lo que estamos adquiriendo se hará exactamente igual como los opera el Deutsche, la gran ventaja de esta fusión al no empatarnos es que vamos a mantener los equipos del Deutsche Bank que son muy profesionales y eficientes y conocen su negocio. Los equipos se mantendrán íntegros y completos.

El área fiduciaria de Deutsche Bank seguirá operando igual, en Estados Unidos mantendremos un convenio para la operación del SIC en la casa de bolsa, porque no se percibirá ningún cambio al principio y lo que buscaremos será mejorar y crecer.

En el caso de los fideicomisos que se adquieren y el esquema que se tiene en México tiene un amplio potencial de crecimiento, en particular para las medianas empresas que muchas veces están alejadas de estos esquemas pero también en todas las nuevas operaciones como las Fibras, de bienes raíces, las nuevas operaciones de infraestructura, del sector energético, todos requieren fideicomisos sofisticados, bien armados y manejados y seremos los mejores para atender este tipo de esquemas.

Con la casa de bolsa, podremos empaquetar no sólo ya financiamiento para las empresas, sino ayudarlas a ir a la bolsa, a que coloquen en el mercado, todo se complementa con lo que ya hacemos es un casamiento perfecto y se hace mancuerna.

1
  

   

Royal Bank

¿Con RBS alcanzaron el punto de equilibrio en 18 meses, qué expectativa tienen con esta operación?

Esta es diferente, con RBS no tenía operaciones, tomamos un banco vacío se creó todo. Aquí es diferente, porque Investa ya tiene 170 clientes y buscamos multiplicar este número y el aumento de capital nos permitirá incrementar el volumen de crédito y clientes. Aquí esperamos utilidades de forma más rápida.

Vemos que nuestros clientes tienen un gran apetito de crédito hay mucha demanda, el tipo de cambio como el que se tiene actualmente ha hecho que algunas operaciones sean muy rentables para algunas empresas exportadoras, por ejemplo.

Los fideicomisos por ejemplo, es una operación ya muy rentable para el Deutsche Bank, y buscamos ampliar que esa rentabilidad crezca, estamos absorbiendo algo que ya es rentable. El SIC también ya lo es, y ambos vienen a sumar, por lo que creo que será un detonador que las utilidades derivadas del crecimiento del banco sean muy rápidas y sean positivas.

¿Qué les ofrecen diferente a las empresas mexicanas, porque cambiarse a este banco?

Un punto diferenciador es el servicio, somos un banco que trata de entenderlas y diseñar soluciones a la problemática que puedan tener y somos muy rápidos para diseñar productos a su medida y contestamos rápido. Y con este aumento de capital podremos atender a más empresas, no sólo en la Ciudad de México y Jalisco, sino ir con el modelo en otros estados, pero seremos muy cuidadosos en el servicio que le damos a la empresa.

¿En el mediano plazo qué planes tienen para Investa Bank ?

Hace dos años, si nos hubieran preguntado si compraríamos el Deutsche Bank hubiera dicho que no, si apenas estábamos naciendo, esto cambia, no sabemos qué va a pasar. Pensamos que la economía mexicana va a crecer muy fuerte, que el nicho en el que estamos también, sí estamos contemplando un aumento de capital pero ahora mediante una colocación en el mercado en un plazo de cinco o seis años, listarnos y tener un crecimiento entonces mayor para atender a las Pymes mexicanos. Hoy lo que tenemos que terminar es el proceso regulatorio de la fusión de ambos bancos, integrar a los dos equipos y estar abiertos a las oportunidades. No estamos cerrados que si se presenta una buena oportunidad, lo platicaríamos con los socios y ver que depara el futuro.