Economía

FMI ve impacto en el PIB de México por alza en tasas

El Fondo Monetario Internacional mantuvo casi sin cambios sus previsiones para el crecimiento de la economía mexicana en un 1.7 por ciento para el presente año y 2 por ciento para 2018.
Leticia Hernández
18 abril 2017 8:54 Última actualización 19 abril 2017 5:5
[Bloomberg] Participación de 1.93% del PIB en 2012: AMIS. 

[Bloomberg] Participación de 1.93% del PIB en 2012: AMIS.

El endurecimiento de las condiciones financieras en México hace que las perspectivas económicas no sean tan optimistas, por lo que el Fondo Monetario Internacional (FMI) mantuvo su estimado de crecimiento en 1.7 por ciento para el PIB de 2017 y en 2.0 por ciento para 2018.

El organismo prevé que la actividad económica mejorará su desempeño en los siguientes años, pero no más allá del 2.7 por ciento, entre 2019 y 2022.

Sin embargo las previsiones podrían mejorar si las actuales muestras de confianza son duraderas, si la recuperación en Estados Unidos se materializa y si no hay perturbaciones en el tema de comercio bilateral, señaló Gian Maria Milesii-Ferretti, director adjunto del departamento de análisis del FMI.

“La política monetaria y las condiciones financieras en México son más duras de lo que eran hace unos meses y eso va a tener un impacto en la actividad económica. Por eso tenemos una previsión de crecimiento no tan optimista como lo era hace algunos meses”, dijo.

En conferencia vía web desde Washington, explicó que después de la elección presidencial en Estados Unidos hubo una reacción inicial en cuanto a la confianza, lo que ha tenido un impacto en la economía mexicana y se reflejó en el tipo de cambio.

Indicó que ante esta coyuntura el banco central respondió de forma apropiada al aumentar las tasas de interés para limitar la magnitud de la depreciación. No obstante, destacó que la pérdida de confianza y las preocupaciones acerca del comercio con Estados Unidos han disminuido y el peso recupera terreno para situarse en el nivel anterior a las elecciones de noviembre.

economía


TASA MODERARÁN CONSUMO

Costas Christou, jefe de misión del FMI para México, dijo que el consumo privado crecerá más lento que en los últimos dos años como resultado de una mayor incertidumbre y tasas de interés más altas, pero seguirá contribuyendo de manera importante al crecimiento del PIB.

En entrevista con El Financiero reconoció que las acciones implementadas en política monetaria han sido adecuadas como amortiguador de choques externos negativos en los últimos dos años.

Sobre los flujos de inversión estimó que sí se afectarán por la incertidumbre ya que los inversionistas podrían querer más claridad sobre cualquier cambio potencial a las reglas del juego antes de comprometer capital en proyectos a largo plazo.

Reconoció que una renegociación prolongada del TLCAN podría mantener la incertidumbre alta y continuar afectando la inversión y el consumo.

El FMI prevé que la economía mundial crecerá 3.5 por ciento este año, con un avance de 2.3 por ciento en Estados Unidos y 1.7 por ciento en la zona del Euro.

Entre las economías emergentes se prevé un avance de 0.2 por ciento para Brasil, 6.6 por ciento para China y 7.2 por ciento para la India.

Entre los riesgos para la economía mundial el FMI menciona las políticas proteccionistas, una alza más acelerada en las tasas de interés en EU, un relajamiento en la regulación financiera, endurecimiento de las condiciones financieras en los países emergentes y tensiones geopolíticas, entre otros.

RIESGOS PARA LA ECONOMÍA GLOBAL

El Fondo Monetario Internacional (FMI) elevó el pronóstico de crecimiento para la economía mundial pero advirtió sobre la existencia de múltiples riesgos a la baja, entre ellos de una posible guerra comercial ante medidas proteccionistas.

El organismo estima que el PIB mundial crecerá este año 3.5 por ciento, por arriba del 3.4 por ciento de la previsión hecha en enero pasado y mantuvo sin cambio el estimado para 2018 en 3.6 por ciento
.
“La incipiente recuperación aún es vulnerable a la variedad de riesgos a la baja. Un riesgo destacable es un giro hacia el proteccionismo que haga estallar una guerra comercial”, señaló Maurice Obstfeld, consejero económico y director del Departamento de Análisis del FMI, en su presentación del informe Perspectivas de la Economía Mundial (WEO).

El organismo indicó que el mayor riesgo para la economía descansa sobre políticas que replieguen a los países en sí mismos y disminuyan el comercio internacional y los flujos transfronterizos de inversión.

Consideró que para preservar la expansión económica a nivel mundial, las autoridades tendrán que evitar las medidas proteccionistas y esforzarse más por que los beneficios del crecimiento se distribuyan de manera más amplia y en ese punto la educación y capacitación de los trabajadores juega un papel primordial.

Revertir las barreras temporales al comercio introducidas a raíz de la crisis financiera mundial y reducir los costos comerciales sería beneficioso para la recuperación del comercio, y animaría uno de los principales motores del crecimiento de la productividad mundial.

Con este objetivo es fundamental preservar el sistema de comercio multilateral regulado y seguir adelante con un ambicioso programa comercial a escala mundial.