Economía

Extender deducibilidad ayudaría a combatir la piratería: IP

Representantes de diversas industrias coincidieron en que es necesario deducir impuestos sobre algunos productos para abaratar los costos y así eliminar el contrabando y la piratería, además de propiciar el consumo interno.
Leticia Hernández
11 octubre 2016 13:58 Última actualización 12 octubre 2016 5:5
piratería

(Cuartoscuro)

El costo nacional de la piratería y contrabando en Mexico alcanzó los 236 mil 800 millones de pesos, monto equivalente al 1.25 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) y para combatirle se requiere aumentar la deducibildad, informó la Cámara Nacional de la Industria de Transformación (Canacintra).

“Existe un desfase entre el crecimiento de la productividad y el que muestra el crimen en la piratería y contrabando haciéndolo el segundo negocio ilegal más redituable después del narcotráfico”, señaló Enrique Guillén, presidente del organismo.

En el marco del ‘Primer Diálogo para el Combate del Contrabando y la Piratería’, el líder de la industria de la transformación expuso que la finalidad principal del contrabando en México es evadir el pago de impuestos que se generan por la introducción de mercancías.
“Para que este ilícito se consume, se requiere de una cadena de procedimientos deshonestos que implican corrupción y deslealtad a México”, acusó. .



Una encuesta realizada por el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial reveló que cinco por ciento de los encuestados adquirió al menos una vez medicamentos falsificados, nueve por ciento bebidas adulteradas, 22 por ciento cigarrillos apócrifos y 48 por ciento aceptó haber comprado en el último año un producto pirata, los más buscados fueron música, películas, videojuegos, programas de cómputo, accesorios de vestir, perfumes, cosméticos y pilas.

Guillén Mondragón señaló que la salida al problema de la piratería está en el crecimiento económico y generación de empleo, además de fortalecer el marco regulatorio y “como sociedad y empresa trabajar en conjunto por el estado de derecho”, puntualizó.

Entre las medidas que sugirieron los industriales para combatir el problema están aumentar la deducibilidad y eliminar sobreregulaciones, lo que abaratarían el precio de los productos al consumidor final.

COMBATE HA SIDO MEDIOCRE
Representantes de diversas industrias víctimas de estos males, coincidieron que los esfuerzos hoy hechos para su combate, “son mediocres”.

Propusieron desde extender la deducibilidad en el consumo de alimentos, prestaciones laborales, hasta diseñar una política pública con enfoque sistémico que involucre más al poder legislativo y al judicial, hasta constituir un órgano como “el SAT antipiratería”.

La industria siderúrgica enfrenta el problema de prácticas desleales y triangulación. “Al final es el mismo resultado por diferentes mecanismos, como muestra, el año pasado se perdieron 12 mil empleos directos en la industria”, dijo Salvador Quesada Salinas, director general de la Cámara Nacional de la Industria del Hierro y el Acero