Economía
entrevista
Vanessa Rubio, subsecretaria de Hacienda

Estabilidad financiera
es el mayor compromiso

La estabilidad macroeconómica es algo que tiene que preservarse y a partir de ello dar certidumbre y confianza, enfatizó Vanessa Rubio, subsecretaria de Hacienda, quien comentó que el mejor blindaje es lo que se está haciendo con el presupuesto.
Víctor Piz
14 septiembre 2016 22:58 Última actualización 15 septiembre 2016 5:5
vanessa rubio

Se está actuando con prudencia de acuerdo a las circunstancias, señaló Vanessa Rubio. (Cuartoscuro)

La preservación de la estabilidad macroeconómica en un complicado entorno de incertidumbre internacional y recortes al gasto, además del establecimiento de medidas que permitan fomentar el crecimiento son los compromisos más importantes de la subsecretaría de Hacienda, señaló Vanessa Rubio, recién ratificada titular, en entrevista con El Financiero Bloomberg.

___¿Cuáles son los compromisos de política económica de la subsecretaría de Hacienda?
___El compromiso más importante es la estabilidad financiera. La estabilidad macroeconómica es algo que hay que preservar y a partir de ello dar certidumbre y confianza, estamos mandando una señal a través del presupuesto de responsabilidad, sensibilidad y disciplina.

___México sigue expuesto a cambios repentinos en aversión al riesgo y en la política monetaria de EU, ¿cuál es el mejor blindaje ante la volatilidad?
___El mejor blindaje es justamente lo que estamos haciendo con el presupuesto. Es responsabilidad, es disciplina, y mandar mensajes de que nos movemos en un entorno distinto que nos ha acotado los márgenes para utilizar la deuda y esto está siendo reconocido por el mercado.

Estamos actuando con prudencia de acuerdo a las circunstancias y lo que queremos es generar confianza y robustez y ayudar al crecimiento hacia adelante. Debemos focalizar mejor el gasto.

El presupuesto no surge de la nada, hay limitantes y condiciones que el gobierno no puede modificar y a partir de ellas es que se genera este recorte importante

___¿Entre agentes económicos hay un consenso de que para tener certidumbre sobre la trayectoria de las finanzas públicas no puede esperar la consolidación fiscal?
___Es correcto, yo creo que los márgenes que utilizamos en el momento en el que había posibilidad, y que también lo hicieron otros países, ya se terminaron. La consolidación fiscal es central, el déficit debe ser tal que la deuda corriente caiga como porcentaje del PIB.

En ese sentido se hicieron todas las propuestas: el déficit de 2.9 por ciento del PIB, consistente no sólo en sí mismo, sino con una trayectoria de consolidación fiscal y a la baja en años siguientes, este tema de regresar después de ocho años a un superávit primario. Entonces sí, este es un tema que no debe esperar y tan es así que lo estamos presentando como punto central del paquete.

___Entre los empresarios hay incredulidad respecto al ajuste al gasto propuesto para 2017, ¿cómo generar confianza en ese sentido?
___La confianza se va a generar en varias vías. Por una parte se va a generar cumpliendo, que es la parte más importante que hemos discutido con calificadoras y analistas, que vieron bien el recorte y están a la espera de que este sea aprobado y sea cumplido.

Por otro lado tenemos factores en dos polos opuestos, algunos empresarios que dicen que debimos haber generado un recorte mayor y por otro lado el ala política que nos dice que el presupuesto debió haber sido más grande. En este sentido lo que hay que generar es la certidumbre de que este es el presupuesto que podíamos generar en esta coyuntura.

El presupuesto no surge de la nada, hay limitantes y condiciones que el gobierno no puede modificar y a partir de ellas es que se genera este recorte importante.“El presupuesto no surge de la nada, hay limitantes y condiciones que el gobierno no puede modificar y a partir de ellas es que se genera este recorte importante”

>