Economía

En rojo, indicadores vitales de la economía mexicana

Analistas sugieren que es importante no dejarse llevar por las expectativas de las reformas estructurales, ya que actualmente los elementos clave de la economía se encuentran detenidos.
Isabel Becerril
25 febrero 2014 16:39 Última actualización 25 febrero 2014 16:39
 [Bloomberg] El indicador adelantado sugiere que la economía entrará en recesión. 

[Bloomberg] El indicador adelantado sugiere que la economía entrará en recesión.

Es momento de dejar de creer que México va por buen camino, porque los indicadores económicos y sociales clave están en semáforo rojo y la productividad no está ayudando a crecer.

Esa fue la conclusión de los académicos y analistas del sector privado, que participaron en la mesa de análisis sobre productividad en México y en la evaluación del Observatorio Económico sobre el país que se realiza trimestralmente.

Viridiana Ríos, directora general del Observatorio Económico México, subrayó que los tres indicadores “madre” del país: el Producto Interno Bruto (PIB), generación de empleo e inflación, están en rojo, pues en 2013 la nación sólo creció 1.1 por ciento, se generaron 400 mil empleos y la inflación terminó en 3.97 por ciento.

Isaac Katz, profesor de Economía del Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM), calificó de un milagro el que el país haya avanzado 1.1 por ciento el año pasado y advirtió que sólo crecerá cuando aumente la productividad, lo que se logrará hasta que en la nación se cuente entre otras cosas, con certeza jurídica, un estado de derecho sólido y se tengan mejores jueces.

A su vez, Manuel Molano, director adjunto del Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO), sostuvo que en el país existe mucha inversión tanto pública, privada y extranjera, pero ésta se detona en sectores de muy poco crecimiento; “hay que canalizar más recursos a las actividades de servicios y manufacturas, y menos a la construcción y a la agricultura”.

Otro aspecto que debe hacerse en el país, dijo, es no dirigir más impuestos a la actividad productiva, porque lo único que se está provocando es reducir la productividad de México, “más bien hay que gravar al consumo”.

Francisco Lelo de Larrea, subdirector de investigación económica del Centro de Estudios Económicos del Sector Privado (CEESP) comentó que un trabajador en México produce tres veces menos que uno en Estados Unidos, lo que calificó como una tragedia.