Economía

Peso, el más 'ganador' en la administración Trump

Aunque el peso tenía varios elementos para continuar con su depreciación observada desde que Donald Trump fue un factor de riesgo para analistas e inversionistas durante su campaña, hasta el momento ha sido una moneda ganadora.
Redacción
28 febrero 2017 21:18 Última actualización 01 marzo 2017 19:7
trump peso

(Especial)

Parecería paradójico, pero el peso se convirtió en la moneda con el mejor comportamiento frente al dólar desde que Donald Trump llegó a la presidencia de Estados Unidos, al reportar una recuperación de 8.97 por ciento en el período del 20 de enero al 1 de marzo.

Es de sorprender esto aun cuando el nuevo mandatario estadounidense mantiene el mismo discurso antimexicano que lo caracterizó en su campaña.

El cambio de tendencia es notorio, ya que desde que ganó las elecciones el 8 de noviembre y hasta un día antes de que juramentara como el 45º presidente de los Estados Unidos, el peso retrocedió 16.55 por ciento, solo superado por la lira turca.

Lo anterior significa que la moneda mexicana aún tiene margen para mayores ajustes, aunque esto estará sujeto a los eventos futuros principalmente en materia de comercio, por lo que la volatilidad podrá extenderse hasta que terminen la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), o sea, hasta 2018.

En las siguientes tres gráficas te explicamos el comportamiento del peso frente al dólar en los 40 días de lo que va de la Administración Trump.

1. Cambio de la tendencia del peso


La sola llegada de Donald Trump a la presidencia llevó al peso a su nivel más alto de la historia, para luego cambiar de tendencia pese a que continuaron los ataques.

En la primera semana de la actual administración, pese a los temas del muro, los indocumentados, la renegociación del TLCAN y la cancelación de la visita del presidente de México, el peso se fortaleció 5.1 por ciento, en una semana en la que los analistas esperaban que alcanzará un máximo de 23 pesos por dólar.

Durante febrero la recuperación del peso continuó y registró un aumento de 3.6 por ciento frente al dólar, esto aun cuando la moneda estadounidense aumentó 1.8 por ciento durante el segundo mes del año.

2. El peso, la moneda con la mayor recuperación


Contrario a lo que se habría esperado, el peso mexicano se consolidó como la moneda que más se ha fortalecido en lo que va de la administración Trump.

Por un lado tenemos el aspecto técnico, ya que las expectativas de la llegada del nuevo presidente de EU y sus continuos ataques a México en temas como migración, el muro y el TLCAN hicieron del peso la moneda más volátil.

De hecho, durante 2016 la moneda mexicana retrocedió 17 por ciento y en los primeros 19 días de 2017 había acumulado otra caída de 5.6 por ciento, lo que hacía muy probable que esta tendencia continuaría después de la toma de protesta del presidente.

Sin embargo, desde el 20 de enero y hasta el primer día de marzo, la moneda mexicana se recuperó 7.4 por ciento, la mayor ganancia para una moneda emergente.

3. ¿Qué tan malo fue?


La volatilidad del peso tiene un lado negativo y es que para México el que el dólar alcanzara máximos históricos pesos afectó las expectativas de crecimiento, presionó la inflación, redujo el PIB per cápita y elevó el precio de las importaciones.

Sin embargo, fue positivo para el comercio internacional, ya que esto fue un aliciente para que las exportaciones continuaran en crecimiento.

De hecho, en los últimos cuatro años la competitividad de las exportaciones tuvo un impulso adicional por efecto de la volatilidad del peso.

Solo en 2016 el efecto Trump elevó la competitividad de las exportaciones casi 17 por ciento. Esto se contrapone con la estrategia de la administración Trump en materia de comercio exterior.