Economía

Crece 61% IED acumulada en la actual administración

La confianza de los inversores en México permitió que en los primeros tres años de gobierno de Enrique Peña Nieto la Inversión Extranjera Directa ascendiera a 99 mil 736 millones de dólares, 61 por ciento más que la cifra alcanzada durante el mismo lapso en la gestión de Felipe Calderón.
Valente Villamil
21 febrero 2016 22:56 Última actualización 22 febrero 2016 5:0
Ildefonso Guajardo

Guajardo logró impulsar la IED a niveles récords en el sexenio. (Edgar López)

Durante los primeros tres años de gobierno de la presente administración México ha sumado una Inversión Extranjera Directa (IED) por 99 mil 736 millones de dólares, 61 por ciento más que la cifra alcanzada en cifras originales durante la primera mitad del sexenio de Felipe Calderón, de acuerdo con datos de la Secretaría de Economía.

La cifra reportada para el primer trienio de Enrique Peña Nieto representa una cifra sin precedente para el periodo.

Especialistas indicaron que los capitales han mostrado su confianza en el país y que seguirá fluyendo ante la consistencia de la política económica.

La IED creció 25.8 por ciento en 2015 en comparación con cifras preliminares del 2014, impulsada por la entrada de AT&T a México y la venta de una línea de negocio de Vitro, de acuerdo con la dependencia.

“La cifra de 2015 es el resultado neto de la suma de 32 mil 810.2 millones de dólares por concepto de flujos de entrada, menos cuatro mil 427.9 millones de dólares contabilizados como disminuciones de IED (lo que equivale a 28 mil 382.3 millones de dólares)”, según un comunicado de la dependencia dirigida por Ildefonso Guajardo.

Economía destacó que las adquisiciones de acciones de Iusacell y Unefon por parte de AT&T significaron un total de dos mil 37 millones de dólares, mientras que la venta de Vitro de una de sus líneas de negocio de envases de vidrio para alimentos y bebidas a la firma estadounidense Owens-Illinois representó dos mil 150 millones de dólares.

Por tipo de inversión de acuerdo al origen del financiamiento, 37.2 por ciento de la IED en 2015 se hizo a través de nuevas inversiones, 32.1 por ciento por cuentas entre compañías y 30.7 por ciento por reinversión de utilidades, detalló la dependencia.

Entre los sectores con mayor atracción de IED fueron manufacturas, con 50 por ciento y servicios financieros con 10 por ciento. Por país de origen, 53.1 por ciento de la IED provino de Estados Unidos, seguido de España con 9.6 por ciento.

LOGRO DE EPN

A lo largo de los últimos sexenios se ha mantenido una guía en la política económica del país lo que representa un logro en la atracción de capitales para la actual administración sino también para las precedentes aseguró Manuel Valencia, experto en negocios internacionales del ITESM.

“Me parece injusto darle todo el crédito a este sexenio o este trienio que llevamos ahorita. Mucha de esa IED está concentrada en el sector automotriz y sus proveedurías y el sector aeroespacial y eso está bien para el país, pero es producto del trabajo de tres, cuatro diferentes presidentes atrás”, señaló Valencia.

“Independientemente del partido político, las políticas económicas macro y la apertura de los mercados internacionales han sido las mismas con los últimos gobiernos y esa congruencia, esa coherencia es lo que el inversionista premia”, agregó el académico.

ANTICIPAN AL TPP

Sobre las cifras del 2015, Manuel Díaz, socio fundador del Instituto Mexicano de Ejecutivos en Comercio Exterior (IMECE), dijo que si bien hechos concretos como el caso de AT&T que llega a México tras la firma de la reforma en telecomunicaciones tienen su peso, se debe reconocer que las manufacturas siguen siendo el sector más atractivo para las empresas de otros países.

“Esto obedece a otras razones a que el TPP ha dado una gran motivación a las empresas maquiladoras y extranjeras para venir al país, principalmente de Estados Unidos, que es el líder del acuerdo”, apuntó.

El otro factor, según el experto, es la mano de obra disponible en el país.

“Desafortunada y lamentablemente nuestra mano de obra es muy calificada, pero muy barata. Tienes una mano de obra que de un año para acá te cuesta 30 por ciento menos porque si le pones el ajuste inflacionario del año pasado que fue nada al aumento del salario mínimo y al aumento de los salarios no se compara con el 35 por ciento de devaluación que hemos tenido de un año al otro”, dijo el especialista.

>