Economía

Corrupción representa 9% del PIB: Banco Mundial

México no ha avanzado en materia de corrupción en comparación con otros países, señaló Ary Naim gerente general del IFC, organismo del Banco Mundial, quien indicó que en el país este fenómeno representa nueve puntos porcentuales del PIB.
Sergio Meana
05 noviembre 2015 16:53 Última actualización 05 noviembre 2015 17:38
corrupción

México no ha avanzado en materia de corrupción, afirmó el Banco Mundial. (Cuartoscuro)

En México, la corrupción representa 9 puntos porcentuales del Producto Interno Bruto, revela un nuevo estudio de la International Finance Corporation (IFC), parte del Banco Mundial.

Ary Naim, Gerente General del organismo para México, señaló que a diferencia de otros países en este ramo México no ha avanzado lo suficiente.

“En México, por ejemplo, el volumen de corrupción es de nueve puntos del PIB. Es una cosa masiva. México no ha progresado en esta materia en los últimos años, eso también significa que otros países han avanzado muy rápido pero México no. Sí tengo esperanza de que hacia adelante esto empiece a cambiar”, declaró Naim.

Esta unidad del Banco Mundial planea invertir 4 mil millones de dólares (4 billones, en inglés) en los próximos cinco años.




“Nosotros pues pensamos como inversionistas con planes de 4 mil millones de dólares en los próximos cinco años en el contexto de las reformas, pero la corrupción es claramente un reto para nosotros, pero no solo en México sino en todos los países que invertimos”, dijo Naim.
El problema está en los controles y en que no llega el tipo de inversiones que necesita el país.

“El ser inversionistas implica una segunda cosa, como corrupción queremos controlar parte de nuestras inversiones, de nuestros retornos y la corrupción lo impide. Si México no ataca agresivamente la corrupción no es que no vaya a llegar la inversión es que no va a llegar el tipo de inversión que México necesita”, puntualizó.

En la misma mesa en un foro de la revista británica The Economist, Juan Pardinas, director general del Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO), pidió que no se pierda la perspectiva de a dónde ha llegado México en materia de transparencia, pues hace unos años era imposible saber el sueldo del Presidente de la República.

La solución existe para Pardinas, pero la fuente de su optimismo está en la sociedad que cada vez exige mayores resultados, no en el Gobierno que afronta el problema de manera cultural.

“Si el problema de corrupción es cultural entonces Grupo Higa es el Conaculta”, declaró Pardinas.