Economía

Coordinación de esfuerzos es la clave ante retos globales: WEF

Para enfrentar efectivamente los riesgos que representan el terrorismo, los conflictos mundiales y la volatilidad económica, los líderes deben coordinar mejor sus esfuerzos, señaló el fundador del Foro Económico Mundial previo al inicio de su reunión en Davos, Suiza.
AP
19 enero 2015 16:38 Última actualización 19 enero 2015 16:47
Klaus Schwab, fundador del Foro Económico Mundial WEF, en entrevista en Davos

Klaus Schwab, fundador del Foro Económico Mundial, destacó que tanto el crecimiento económico como el combate al terrorismo requieren de cooperación internacional. (AP)

DAVOS.- El fundador del Foro Económico Mundial (WEF, por sus siglas en inglés) considera que los líderes deben coordinar mejor sus esfuerzos si desean enfrentar efectivamente los riesgos que representan el terrorismo, los conflictos mundiales y la volatilidad económica.

En vísperas de la reunión anual de las élites políticas y financieras del mundo, Klaus Schwab dijo en entrevista el lunes que el mundo enfrenta un gran riesgo de caer en un ciclo deflacionario, ante la caída de los precios del petróleo, lo que puede significar la ruina de muchas empresas.

Schwab, un economista suizo, dijo que el trabajo en equipo internacional es necesario, sea para generar crecimiento económico o combatir el terrorismo.




"El terror no se puede combatir en el ámbito nacional; requiere la cooperación internacional. Pero el crecimiento económico también solo se puede generar si coordinamos nuestras acciones", dijo previo al inicio de la cumbre organizada por el Foro Económico Mundial en el centro internacional de esquí de Davos esta semana.

"Espero que la conciencia necesaria para enfrentar estos problemas en forma coordinada y decisiva, espero que aquí se nutra esta actitud", dijo.

Cuando empezaban a arribar los primeros de los 2 mil 500 invitados, Oxfam International dijo en un informe que el uno por ciento más rico de la población poseerá más de la mitad de la riqueza del mundo para el 2016. La parte de la riqueza mundial de los más ricos aumentó al 48 por ciento el año pasado, comparado con el 44 por ciento en 2009, según Oxfam.

Schwab dijo que el foro advirtió sobre esta tendencia hace cinco años y que sigue siendo uno de los problemas más importantes que deben afrontar los participantes, combinando la creación de empleos con la responsabilidad empresarial y social.