Economía

Construcción, en vías
de recuperarse: analistas

La creación de más empleos en la construcción es una de las primeras señales de recuperación que ha dado este sector, puesto que en la primera mitad del año reportó más de 100 mil puestos de trabajo formales, situándose en el tercer lugar en cuanto a generación de empleo formal.
Isabel Becerril/Tlaloc Puga
21 julio 2014 23:58 Última actualización 22 julio 2014 5:0
Viviendas

El sector de la construcción en México ya da señales de recuperación. (Archivo/Cuartoscuro)

CIUDAD DE MÉXICO.- La atribulada situación por la que atraviesa la industria de la construcción es seguro que termine este año, aseguraron analistas, quienes esperan que dicho sector retome su posición como uno de los que más peso tendrán en el crecimiento de la economía. De hecho, los primeros signos de recuperación ya se hicieron sentir en las cifras.

Según el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), las empresas constructoras reportaron 106 mil 49 nuevos puestos de trabajo formales durante la primera mitad del año, que implicó su mayor cantidad desde 2010 para un mismo periodo.

Así, después de las manufacturas y los servicios, la construcción fue el rubro que más empleo formal generó en los primeros seis meses de 2014, con 26.3 por ciento del total.


En este mismo tenor, la inversión fija en construcción registró una aceleración de 2.4 por ciento entre marzo y abril, que significó su mayor expansión en casi seis años, sobre datos ajustados por estacionalidad, de acuerdo con cifras que recientemente dio a conocer el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

El sector público ha tenido mucho que ver en esto, pues según la Secretaría de Hacienda, su gasto en inversión física presume de un incremento de 37.9 por ciento anual en términos reales en el periodo enero-mayo, un avance que no se había observado para un lapso similar desde 2009, cuando el gobierno no tuvo más remedio que dinamizar su consumo ante la recesión económica que prevalecía en esos momentos.

HACIA ADELANTE

Al respecto, Alejandro Cervantes, economista senior de Banorte-Ixe, afirmó que este año “sin lugar a duda” se materializará la recuperación del segmento de la construcción. Sumado a esto, subrayó la mejoría del ingreso real de los hogares mexicanos, lo cual se verá reflejando en una mayor demanda por vivienda privada.

Por su parte, Steven Palacio, analista de JP Morgan, dijo que las recientes cifras de inversión fija en construcción evidencian una mejoría en la percepción del sector empresarial.

“Se están alineando elementos para que, tanto la construcción como el resto de la economía, tengan una expansión a tasas saludables en los próximos trimestres”, sostuvo Palacio.

Alexis Milo, economista en jefe para México de Deutsche Bank, prevé que la recuperación del sector de la construcción provendrá de la aceleración del gasto público, que se traducirá en mayores proyectos de infraestructura en el país.

BENEFICIO, PERO NO DE TODOS

En el sector de la construcción, no en toda su cadena se están generando empleos.

Héctor Hernández Ruiz, presidente del sector de fabricantes de productos y materiales de la Canacintra, señaló que en la primera parte del año esta actividad no ha tenido crecimiento y mucho menos un trabajo constante, de ahí que las empresas micro y pequeñas se han visto en la necesidad de liquidar personal.

“Yo como proveedor de los constructores me estoy tronando los dedos porque tengo muy pocos clientes, además de que mis ventas se han reducido hasta en un 50 por ciento, lo que me ha orillado a trabajar al 30 ó 40 por ciento de la capacidad instalada de mi planta”, dijo.
Miguel Ángel Nogueira, miembro del mismo grupo de la Canacintra, indicó que en la primera parte del año lo único que se observó fue la generación de muchos proyectos en la industria de la construcción, pero éstos no han aterrizado.

Comentó que a los fabricantes de materiales en estos momentos les están llegando muchas solicitudes de presupuesto para obra, pero sólo se están quedando en eso.

Refirió que la empresa en la que él labora tiene una capacidad de producción de 125 mil metros lineales de vigueta prefabricada, de los cuales actualmente sólo producen 45 mil.

Explicó que la generación de empleos que ha reportado el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), únicamente se está dando en las constructoras, pero no en el resto de la cadena productiva.

SUBSISTEN

Alfonso Sandoval Olvera, propietario de la empresa Dysa, donde se fabrican tubos de concreto, fosas y tanques, comentó que desde el año pasado la obra pública, por tanto los empresarios que se dedican estas especialidades, hoy se encuentran en estado de subsistencia, por lo que es imposible que realicen contrataciones de personal.

Comentó que ante la falta de demanda en la fabricación de tubos de concreto, se vio en la necesidad de dar un giro en su negocio, y ahora su principal producto de venta son las fosas sépticas, que son depósitos autocontenidos de aguas residuales.

Ricardo Trejo, economista en jefe de la firma Bimsa Reports, indicó que la industria de la construcción sigue postrada en la recesión, y si bien ha empezado a mostrar algunos signos de mejoría, sus cifras de producción siguen en números rojos, por lo cual será prudente que se revisen las cifras más adelante.

la cantidad de nuevos